La III Guerra Mundial a fondo, más o menos

Por
16
1235

Este post es un enorme spoiler, no sólo para los sucesos de 52, sino para todo un año de series regulares DC post-Crisis Infinita. Así que si no sabes de qué va esto, ni te atrevas a mirar.

Aviso de Spoiler

Lo primero es avisar: La III Guerra Mundial no es la causa de todos los cambios que veremos, simplemente coincide que esos cambios llegan esta misma semana. La guerra consiste en Black Adam contra el mundo, como ya se nos explicó, aunque como ya hemos visto, su único objetivo era China (y todavía no sé qué motivos tenían los chinos para liarla con Adam, porque el plan era tela complicado). Si queréis ver la guerra buena buena, la tenéis en 52.

PARTE I: UNA LLAMADA A LAS ARMAS

Vemos que en el quinto día de la semana 45, tras la masacre en Byalia, el Detective Marciano intentó detener a Adam. Con sus poderes telepáticos le inmovilizó, pero la mente del Black Marvel es demasiado poderosa y se liberó y le obligó a presenciar sus recuerdos de cada una de las personas que mató. J’onn, horrorizado, huye hacia el espacio gritando.

Día 1. Perry White se pregunta dónde está Superman, ahora que más se le necesita. Lorraine Reilly, Firehawk, deja sus obligaciones en el Senado para ayudar en la crisis. Los Rocket Red se movilizan. En todas partes hay disturbios.

Father Time, con el aspecto que hemos visto en Siete Soldados de la Victoria: Frankenstein, intenta detenerle con Mayoría Silenciosa. Adam mata a los soldados con facilidad, y a Father Time le arranca la cara. Por haber sido atacado por su país sin provocación, Adam coge un portaaviones y lo lanza bien lejos, a Nueva York. Allí, Jason Todd se ha vestido de Nightwing como una lección para aquella persona que le enseñó responsabilidad y se marchó de crucero cuando el mundo se iba al infierno; se dedica a acabar con criminales a su violenta forma.

Lorraine se encuentra con Jason, que le ha pedido que vaya a buscarle. La besa y se fusionan en el nuevo Firestorm justo a tiempo para detener el portaaviones que estaba a punto de estrellarse en mitad de la ciudad convirtiéndolo en nieve. La unión con Firehawk ha hecho a Firestorm más poderoso que nunca. Por Firehawk sabemos que el profesor. Martin Stein consiguió separar a Jason de Cíborg usando un transportador de la JLA para separar sus ADNs. En el proceso, Stein desapareció. Jason explica que el profesor configuró la matriz específicamente para él y Jason, y podría haber complicaciones, pero él no cree que pueda ser nada grave. Je, iluso… Como sabemos ahora, si se alejan demasiado uno del otro se produce una explosión.

Father Time se encuentra en el hospital con la “cara” vendada. Cuando se recupere usará sus poderes metamórficos para hacerse una nueva, evidentemente la que hemos visto en Battle for Blüdhaven y Uncle Sam and the Freedom Fighters. Adam derrota al Capitán Marvel Jr. En Sub-Diego la gente está ahogándose incomprensiblemente. Donna Troy decide tomar el manto de Wonder Woman porque en ausencia de Diana, la gente sigue necesitando esperanza. La Doom Patrol se prepara para detener a Adam en Pisa. Mary Marvel cae. Deathstroke tiene una charla con Batgirl. Harvey Dent decide que es hora de probar el entrenamiento que le ha dado Batman (¿Ahora? Sí, ahora, que ya era hora…) “Nightwing” saquea la ciudad. Stargirl se lamenta de toda la muerte que está causando Adam…

Y en el espacio, J’onn J’onnz es incapaz de apartar la mirada de todo lo que está pasando en la Tierra, pero también es incapaz de dejar de gritar.

PARTE II: EL VALIENTE

Día 4. Supergirl regresa. Después de casi un año desaparecida, el rayo Zeta que la hizo desaparecer la trae ahora a nuestra galaxia por duplicado. Una Kara es traida de vuelta en el siglo XXXI, y otra justo ahora. Habiendo dos ahora sabemos que no hay intención de que la Supergirl del futuro regrese.

J’onn observa a Harvey Dent enfrentándose a Killer Croc, a Donna vistiéndose de Wonder Woman (yum), a Aquaman tomando una decisión que salvará a la gente de Sub-Diego, a un precio… Supergirl se le acerca flotando sin que él se dé cuenta. No es del todo tangible hasta que atraviesa al Detective, momento en que la gravedad de la Tierra ejerce su atracción y hace que Kara caiga hasta Metropolis. J’onn ha absorbido también recuerdos de Kara, de dolor y muerte, y por un momento pierde el control incluso de su forma, pero con algo de concentración vuelve a centrarse.

En Gotham, Deathstroke y Batgirl ven a Harvey patearle el culo a Croc. Aprovecha estos momentos de confusión para meter malas ideas en la cabeza de Cassandra: Batman confió antes en Harvey que en ella para proteger la ciudad, solamente la tiene a su lado para controlarla, porque sabe que en el fondo es una asesina; él, sin embargo, la acepta tal como es. J’onn lo ve, ve cómo le ofrece lo que ella quiere: un padre al que querer. Ahora además sabemos que Slade drogó a Cassie hasta el punto que sus venenosas palabras se convirtieron en un lavado de cerebro en toda regla.

La mente de J’onn está repleta de recuerdos que no son suyos, que le alejan de ese mundo que antes amaba y que ahora cada vez le importa menos. En Pisa Adam se enfrenta a la Doom Patrol. Aparece Booster Gold, pero dice que no es el momento correcto, es demasiado pronto, y vuelve a desaparecer. Adam arranca la cabeza de Robotman de un puñetazo. En Australia, Donna llora por la gente que allí ha muerto, y por comunicador advierte a Beast Boy que ha de tener mucho cuidado.

Bajo el agua, Aquaman pide ayuda a los dioses del mar para salvar a la gente de Sub Diego. Los huesos de su mano perdida tienen el poder, pero él carece de los conocimientos y la habilidad para emplearlo. Ellos se lo darán, pero al precio de convertirse en una criatura que a ojos de su pueblo será un enemigo. Acepta, por supuesto. Con el poder de los huesos, Orin devuelve San Diego a la superficie, y tras el ritual se ha convertido en el Morador de las Profundidades que conocimos en Sword of Atlantis, su mente fragmentada, sus recuerdos borrados, y ahora ya no tiene solamente una mano hecha de agua mística, sino el brazo entero.

Wonder Woman ayuda a los heridos, Amanda Waller se plantea reclutar a Tigre de Bronce para su Escuadrón Suicida, los Jóvenes Titanes atacan, el Capitán Marvel Jr. se levanta, Power Girl encuentra a Supergirl inconsciente y se la lleva…

J’onn observa cómo los héroes caen y vuelven a levantarse constantemente, a pesar de lo inútiles que parecen su esfuerzos. Se da cuenta de que ha de comprender la naturaleza humana antes de que sea tarde si quiere tener esperanza.

PARTE III: EL INFIERNO ES PARA LOS HÉROES

Día 5. J’onn acude a Pisa, camuflado como una inocente niña, y pasea entre los escombros de la ciudad. Ve cómo la gente se desespera, y cómo algunos se aprovechan de las desgracias ajenas, hasta que llega la JSA. Los sentimientos de la gente se dividen, algunos les odian porque Adam fue uno de los suyos, otros se alegran de que vengan a ayudarles.

Adam está en Grecia luchando con los Jóvenes Titanes, Beast Boy, Raven, Young Frankenstein, Halcón, Paloma, Zatara, Terra, Offspring y Talon. Tampoco son un reto. Adam arranca los brazos a Young Frankenstein y sigue su camino hacia China. Mientras Jaque Mate organiza las tareas de salvamento, Booster vuelve a aparecer y desaparecer buscando el momento adecuado. J’onn, oculto, escucha a Sasha Bordeaux hablando con King Faraday de Amanda Waller, de cómo tenía razón. Faraday piensa que el Escuadrón Suicida tenía su utilidad, y Sasha le contesta que Waller es Reina Blanca porque nadie confía en ella trabajando en operaciones, si volviese a las andadas ella misma la quitaría de enmedio.

Efectivamente. Waller visita a Ben Turner, Tigre de Bronce, y le ofrece un puesto en el Escuadrón. Él lo rechaza, pero ante la noticia de que Rick Flagg está vivo y hay que rescatarle, acepta.

Día 6. En el Himalaya, Black Adam vuelve a encontrarse con los Titanes. Desgarra el alma de Raven y atraviesa a Terra con un puño (sí, otra vez muerta). Vuelve a huir mientras los jóvenes héroes se lamen las heridas.

En el despacho de la DEO, J’onn ve que el director Bones tiene un trato con Kate Spencer, Manhunter.

Damon Matthews, amigo y compañero abogado de Kate, es acusado de robar el material que sabemos que robó Kate para convertirse en Manhunter. No hay pruebas suficientes para acusarle formalmente, pero tienen bastante para despedirle. Kate se despide ella misma, sabiendo algo que hasta ahora Damon no: Bones les ha dado su propia firma de abogados. Y aún más, le confiesa que fue ella quién robó las pruebas y tomándose un café le explicará el porqué.

Habiendo visto esto, J’onn se desplaza hasta Denver y se presenta ante su primer amigo, Peter Santorelli, y le confiesa su naturaleza marciana. No quiere seguir mintiendo. Es hora de acabar.

PARTE IV: UNIDOS RESISTIMOS

Día 7. Los héroes esperan en la Gran Muralla China a que les den permiso para entrar a enfrentarse a Black Adam. Allí hablan entre ellos. Mr. Terrific promete ayudar a Firestorm a encontrar al profesor Stein en cuanto tenga ocasión, Hawkgirl explica a Aquagirl cómo el Dr. Medianoche la devolvió a su tamaño normal, Beast Boy se culpa ante Geo-Fuerza por la muerte de su hermana Terra y éste le dice que no fue culpa suya, Offspring y Plastic Man tienen una charla padre-hijo… Al fin, J’onn se da cuenta de que ellos no son diferentes de él, que es alienígena, su lugar está entre ellos, y aparece.

La frontera china se abre, los héroes se lanzan al ataque. La batalla es terrible, y J’onn es el más brutal de todos, pero tampoco consigue hacerle mucho daño a Adam antes de volver a caer. Pero esta vez es el marciano el que le regala sus recuerdos más oscuros, más dolorosos, a Black Adam, incluso los que incluyen al propio Adam asesinando héroes despiadadamente, mostrándole el monstruo en que se ha convertido, mientras Green Lantern le sostiene en el aire. El Capitán Marvel aprovecha ese momento para lanzar el rayo mágico sobre él, justo cuando sus mentes estaban unidas.

J’onn cae inconsciente. Sin él saberlo, su aspecto comienza a cambiar, y para cuando despierta es un nuevo Detective Marciano, uno un poco menos humano, alguien que no huirá de su herencia alienígena.

En órbita sobre la Tierra, los Monitores observan desde su satélite y valoran lo sucedido.

– Este capítulo está cerrado. La guerra de un hombre contra la Tierra ha acabado.

– Sí… por ahora.

– Algunos han vivido. Algunos han muerto. Otros han… cambiado.

– Deben evolucionar o no estarán preparados.

– Su hora más oscura aún no ha llegado.

Artículo anterior52 semana #50: III Guerra Mundial
Artículo siguienteZN Reseñas: Green Lantern Corps: Recarga
...nació en 1976 en Tarragona, pero quedó atrapado en el Muro de la Fuente tras la lectura de Crisis en Tierras Infinitas y quedar subyugado por las historias en general. Se las apañó para aprender algo de psicología y algo de informática, y en 2005 fue rescatado por Zona Negativa, para la que analizó hasta los más pequeños detalles del Universo DC. Fanático de los cómics minoritarios, extraños o de lectura compleja, actualmente le encontraréis por las esquinas de ZN opinando sobre cómics de DC.
16 Comments
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
sputnik
sputnik
Lector
26 abril, 2007 18:57

“Sergio Robla nos lo advirtioooo”

Bruneti
Bruneti
26 abril, 2007 19:39

Muchas gracias por este resumen Sergio, sigo todos los resumenes de 52 y la verdad es que me estais convirtiendo en un DCadicto 🙂

Rodny
Rodny
Lector
26 abril, 2007 20:41

Muy buen resumen, gracias por hacerlo.

El Universo DC de Didio esta mejor que nunca, mucho (muuuuuucho) mejor que la Marvel de Quesada.

javier
26 abril, 2007 20:50

>>
Como siempre…

¡Ostras, he caído!! En el post sobre 52 había dicho que no volvería a leer los comentarios (bueno, también dije que sería imposible de cumplir 😉 )

^Geist^
26 abril, 2007 22:45

ver que me localice..

esto es como un avance de lo que se avecina?

(coño, que impresion)

sputnik
sputnik
Lector
26 abril, 2007 23:04

Ah, pero… ¿que hay espoilers aquí dentro o qué? Penaba que esto eran las últimas novedades de Recerca o así.
¡Coño, Sergio, esto se informa, eh?!

Dark Slayer
Dark Slayer
26 abril, 2007 23:05

Lo que le hace Black Adam a Father Time tiene que doler…

David Fernández
27 abril, 2007 1:10

Eres un crack, Sergio!pedazo cobertura le estás dando a 52 y derivados!

^Geist^
27 abril, 2007 1:39

sergio, tio….

SOY MASOCA!!!!

me gustan estas impresiones… aunque lueg me dejen a cuadros….. creo que los psicologos y psiquiatras lo llaaman dolor del comi-book….. o sindrome del friky……
y no hay ni cura ni medicacion…..

Comiquero
Comiquero
27 abril, 2007 2:04

Sergio una vez mas gracias

Jónatan S.
27 abril, 2007 2:12

Así que la “fontanería” la hacen en los especiales… Y lo de Dent se reduce a eso… señor, señor…

El Killer
El Killer
27 abril, 2007 5:34

Muy buen resumen como siempre, me cayo a pelo ya que yo simpre fui mas marvel que DC, esto me sirvio pa actualizarme. DC cada vez se pone mejor. Gracias por resumir los especiales de verdad gracias

sputnik
sputnik
Lector
27 abril, 2007 15:56

Realmente la historia del Detective Marciano y Supergirl no me parece que sea tan intensa como para justificar el WWIII. De haber querido, podrían haberlo narrado en 52. Pero claro, ¿cómo iban a querer? Se habrían quedado sin excusa para WWIII.
Porque quitando a estos dos personajes, WWIII es “vamos a cojer lo que ha ocurrido en medio de un número de 52 y lo vamos a alargar durante tres números”. Povale: Black Adam se da de hostias.