Hal Jordan y los Green Lanterns Corps Núm. 1-5 (Renacimiento)

La franquicia Green Lantern de DC encara Renacimiento con cambio de rumbo e intenciones. ¿Lograra Venditti encararla con personalidad propia o seguirá arrastrando tras de si la sombra de Johns?

Por
12
2621
 

Edición original:Hal Jordan and The Green Lantern Corps: Rebirth núm. 1 (one-shot) USA / Hal Jordan and The Green Lantern Corps núm. 1-7 USA.
Edición nacional/ España: ECC Ediciones.
Guión:Robert Venditti .
Dibujo: Ethan Van Sciver, Rafa Sandoval.
Entintado:Jordi Tarragona.
Color: Tomeu Morey.
Formato:Grapa, 24-48 págs. A color.
Precio: 1,95-3,25 euros.

 

La franquicia de los Green Lantern Corps necesitaba de una profunda renovación para seguir siendo atractiva. Desde que Geoff Johns la catapultó de ser una serie más a ser la serie central sobre la que pivotaba el Universo DC, la franquicia (a finales de los Nuevos 52) había entrado en un proceso de reciclaje de ideas en bucle del que parecía no poder o saber salir. La colección dedicada a Hal Jordan estaba en coma desde DC You con una historia sobredimensionada donde Hal Jordan era un proscrito de aspecto noventero sin más objetivo en la vida que recorrer el universo sin rumbo. Con la llegada de Renacimiento se esperaba un cambio de dirección, un retorno a los orígenes que permitiera sacar de la monotonía a las series de la franquicia, pero sobre todo que revitalizara la serie central, la dedicada a Hal Jordan. Veamos qué ha significado Renacimiento para los Green Lantern Corps.

El primer golpe en la sien que uno recibe cuando mira la portada del primer número de la nueva serie de Hal Jordan y los Green Lanterns Corps es que ve impreso en los créditos el nombre Robert Venditti. ¿Cómo podemos esperar cambios en la serie de la mano del mismo guionista que ha estado manteniéndola en estado catatónico durante meses? Pues hay cambios, no trascendentales, ni rompedores, pero al menos nos sacan del sopor y hacen que la serie retome ciertos valores que nunca debió abandonar.

¿Y cuáles son sus puntos fuertes?

El primero de ellos es abandonar el disparate en el que Hal se encontraba inmerso desde la iniciativa DC You. Para ello tenemos el primer número, el especial Renacimiento, que encara la cuestión con energías renovadas y nos muestra un retorno a la grandeza que roza lo épico. Hal se reformula a sí mismo, demostrado que es mucho más que un tipo intrépido que lleva un anillo de inconmensurable poder en su dedo. Para ello hace uso de su enorme fuerza de voluntad y sienta las bases de una subtrama que, a buen seguro, siempre y cuando Venditti no quede atrapado en su propia historia, va a darnos muchas alegrías. Y es que de eso va este primer arco argumental, de un retorno a la grandeza (algo egocéntrico con la raza humana, todo hay que decirlo), no solo de Hal Jordan, sino también de John Stewart, Guy Gardner y por ende todos cuantos conforman a los Green Lanterns Corps.

Nada es imposible si hay voluntad para lograrlo.

Venditti nos trae de vuelta a Hal, nos devuelve al grupo de Lanterns perdidos y nos muestra como el universo está bajo el yugo de Sinestro y sus Yellow Lantern. Un universo controlado gracias al férreo yugo con el que la luz del miedo atenaza a todos los planetas habitados, donde la disciplina se impone por la fuerza. Pero el control de Sinestro se ve amenazado cuando Hal entra en acción y se opone a Sinestro de forma directa, a fin de derrocar el imperio malsano que ha creado a su alrededor.

Estamos ante una situación relativamente nueva, preámbulo de un cambio, donde se nos presenta un conflicto visto con anterioridad, donde se van sumando conceptos que añaden nuevos matices al conjunto. Matices que si se desarrollan con habilidad podrían resultar muy interesantes y alejarían de forma clara a la serie de un concepto que necesita ser ya superado de forma definitiva: el espectro emocional. Con todo esto sobre la mesa podemos realmente despertarnos de esta especie de piloto automático en el que estaba sumida la serie y sentir que vuelven a pasar cosas y que hay vida entre las viñetas. Sin embargo, no podemos llegar a sentirnos de verdad eufóricos ya que lo que Venditti desarrolla dista mucho de poder llegar a emocionar de verdad. Su caracterización de los personajes todavía es muy básica, muy plana, centrándose en una faceta y potenciándola hasta el extremo. La disciplina de John Stewart, la lealtad de Guy Gardner, la voluntad de Hal Jordan y el egocentrismo de Sinestro son los valores sobre los que erige sus cimientos. Aquí entramos ya en el terreno de la especulación y la esperanza si decimos que es algo al servicio de la historia que permite al guionista alcanzar un objetivo y que a partir de ese momento, Venditti, desarrollará más y mejor todas las facetas de estos personajes. El tiempo lo dirá.

No puede haber Corps sin los Corps.

En el componente gráfico sí que podemos decir y clamar a los cuatro vientos que la serie ha cambiado y para bien. Si en los números finales de los Nuevos 52 tuvimos que sufrir el dolor retinar de Billy Tan, acompañado de todo un baile de dibujantes como Ardian Syaf, Cliff Richards, Jack Herbert, Scott McDaniel y Martin Coccolo, con la llegada de Renacimiento el aspecto visual de la serie se ha uniformizado con el trabajo de Rafael Sandoval y Ethan Van Sciver, donde ambos se van alternando números y aunque tienen estilos diametralmente opuestos, al trabajar de forma unitaria, el cambio no resulta molesto.

Sciver abre la tanda con su particular estilo rígido pero espectacular. Su forma de encarar la serie llena de fuerza cada viñeta y su trazo limpio engrandece una historia sencilla como la de Vendetti. Por el contrario, Sandoval, de estilo más elástico, flexible y dinámico, es capaz de narrar mejor de Sciver lo que potencia significativamente el planteamiento de Vendetti. Dos dibujantes dispares que ayudan enormemente a la historia con su aportación gráfica.

Sinestro se fortalece.

Merece especial atención, más allá de lo ya mencionado, el trabajo que desarrolla Rafa Sandoval. Su estilo se va haciendo con el control de la serie de tal forma que uno ya no añora a Sciver y su espectacularidad. La dinámica narrativa de Sandoval, su composición de página, su despliegue pirotécnico y capacidad para dibujar a decenas de personajes de forma simultánea lo convierte por derecho propio en lo mejor de este Renacimiento de la franquicia.

Hal Jordan y los Green Lantern Corps han cambiado lo suficiente como para devolver el interés a la serie, pero aún tiene mucho margen para la mejora. Vendetti debe ser capaz de dejar de mirar a otros y creer en sus posibilidades como guionista de la serie. Hay buenas semillas plantadas y solo es cuestión de regar adecuadamente para que podamos verlas brotar. Nos hemos despertado y lo que nos encontramos es agradablemente esperanzador porque los Corps han vuelto para patrullar la galaxia.

En el día más brillante, en la noche más oscura, ningún mal podrá escapar de su vigía, que aquellos que adoran el poder del mal, teman su poder, la luz de Green Lantern.

  Edición original:Hal Jordan and The Green Lantern Corps: Rebirth núm. 1 (one-shot) USA / Hal Jordan and The Green Lantern Corps núm. 1-7 USA. Edición nacional/ España: ECC Ediciones. Guión:Robert Venditti . Dibujo: Ethan Van Sciver, Rafa Sandoval. Entintado:Jordi Tarragona. Color: Tomeu Morey. Formato:Grapa, 24-48 págs. A color. Precio:…
Guion - 7.5
Dibujo - 8.5
Interés - 8

8

Prometedora.

Cambio de rumbo que permnite despertarnos de la modorra sufrida durante DC You y albergar esperanzas de nuevo para la serie central de la franquicia Green Lantern.

Vosotros puntuáis: 8.7 ( 13 votos)

12
Déjanos un comentario

Please Login to comment
5 Comment threads
7 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
10 Comment authors
TigreHobbesJordi MolinariGustavo HigueroCristian Miguel SepulvedaÁlvaro Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
ZombieSquirtle
Lector
ZombieSquirtle

Últimamente aquí estáis siendo muy generosos con las notas o es cosa mía? Esta serie siendo suaves no pasa de mediocre, un más de lo mismo de lo que llevamos viendo en la franquicia desde que vino Johns, pocas ideas y se repite más que el ajo. Creo que los 8 deberían guardarse para obras mucho mayores que esta, aunque bueno viendo que se le dio un 8 a Bagley el otro día esto puede ser catalogado de obra maestra.

Damián González
Lector
Damián González

Discrepo, no es una obra maestra o sobresaliente pero es una serie notable acorde a la nota, con un gran dibujo (sobre todo Sandoval) y en cada número pasa cosas.

Álvaro
Lector
Álvaro

“Últimamente” = desde hace meses

Luego leo los cómics y digo “ehhh, esto es una mierda”

Cristian Miguel Sepulveda
Autor

Últimamente estais un poco obsesionados con las notas ¿o me lo parece a mi? Cada uno tiene su opinión o percepción, que se refleja con muchos más matices en el texto que en el cuadro de notas, pero te puedo asegurar que no tenemos una línea de “ser más suaves” ni nada por el estilo. Es solo que DC Comics está en un muy buen momento en general con sus series, o al menos así lo consideramos nosotros y la mayoría de la crítica.

ZombieSquirtle
Lector
ZombieSquirtle

Quejarse de que a esta serie se le da la misma nota que por ejemplo Philemon, o que Trinidad de Manapul tenga más nota que Scalped ahora se le llama obsesión por las notas. Y entonces si dc atraviesa un gran momento hay que valorar notablemente mediocridades como esta serie de Green Lantern, ya lo pillo. Igual lo próximo es puntuar más alto Supersons que From Hell… oh wait!!

Cristian Miguel Sepulveda
Autor

Estás mezclando churras con merinas, las reseñas de esas obras están hechas por redactores diferentes, no tenemos una mente colmena, somos individuos diferentes cada uno con su criterio y matices distintos. Y por supuesto, no tenemos una línea editorial de poner notas altas como sugieres, porque si fuera así, entonces toda la crítica mundial estaría confabulada para favorecer las series de DC Comics. Si investigas un poco en la red, verás como esta misma colección tiene una nota similar en muchas webs americanas, incluso en las que tienen unos criterios de nota diferentes.

Carlos padilla
Lector
Carlos padilla

El dibujo de sandoval es un lujo pero las historias….mas de lo mismo de siempre y sin una maldita idea nueva.nula caracterización y trasfondo en los personajes,mucha batalla y rayos y poco mas.me temo que la familia lantern ha acabado reducida a un cliché eterno

MrCervero
Lector

Yo estoy en consonancia con la reseña. No es un comic que enamore, ninguna obra maestra, pero si parece ir recuperando el interés desde lo básico y a mi eso me hace disfrutarlo. Esperemos que de aquí en adelante siga subiendo.

Un saludo.

Rasputin33
Lector
Rasputin33

Yo no cogía GL desde que se fue Johns y me subí al carro en esta etapa. Con ganas de disfrutar, la verdad. Pero es que me he encontrado más de lo mismo, todo me suena a ya visto. No me convence.

Jordi Molinari
Autor

Cuando Johns lo dejó, intentaron hacer cosas diferentes. El público USA no lo aceptó, y sobretodo la tomó mucho con Venditti. ¿Cómo ha terminado Robert reconciliándose con el público de allí? Pues descartando su propio estilo, y volviéndose un Johns 2.0 en la franquicia.

Claro, que ahora cuenta con Rafa Sandoval, que series de este estilo le sientan cómo un guante, y también ayudan a una mejor percepción del trabajo de Venditti en la franquicia. Pero vamos, que si se buscaba cosas diferentes, no era en Rebirth sino justo cuando Johns se fue.

TigreHobbes
Lector
TigreHobbes

Hay una solución que suele funcionar bastante bien con las notas: Leerse el artículo y no leerse la nota.

Suele darse la paradoja de que los que más cuestionan las notas son los que más terminan echándolas de menos.