Ghost: Humo y Preguntas

Por y
1
545

 

Edición original: Dark Horse.
Edición nacional/ España: Yermo Ediciones.
Guión: Kelly Sue Deconnick.
Dibujo: Phil Noto.
Entintado: Phil Noto.
Color: Phil Noto, Lee Loughridge.
Color: Alex Ross.
Formato: Rústica, 128 págs. A color.
Precio: 15,00 e.

Valoración:

 

“No moriras, Bobby,
pero acabarás igualmente en el infierno.”

La creencia en los fantasmas y espíritus venidos del más allá, independientemente del estrato generacional y social de cada, es una constante en nuestra cultura popular desde los tiempos de Dante y su Divina Comedia. Arraigada en el folclore popular de no pocos países y predecesora de otros entes fantasmagóricos varios procedentes del espacio exterior o la fauna (y, en definitiva, la bebida), este tipo de actividad ha calado en nuestra realidad de forma irreversible. Desde la ya simpática chica de la curva hasta los distintos cameos nocturnos semanales en Cuarto Milenio, numerosos ejemplos se suman cada año a la larga lista de fantasmas que atraviesan nuestra realidad de camino al Purgatorio. Tradicionalmente, cine y televisión han sido testigos de relatos de este tipo, destacando ejemplos tan variados como el Beetlejuice de Tim Burton, El Sexto Sentido de Bruce Willis, el añorado Expediente X de Murder/Scully, el no tan añorado Entrefantasmas (Ghost Whisperer en inglés en el original) de Jennifer Love Hewitt y tantas otras, como el Ghost de Patrick Swayze, Demi Moore y Whoopi Goldberg. Sin embargo, curiosamente, el en el campo del noveno arte no es un perfil de historias muy explotado. Quizá sea que es imposible transmitir lo mismo en las viñetas que en la pantalla con un osciloscopio mal calibrado y una puerta no engrasada. O quizá no. Es posible encontrar varios ejemplos, como algunas de las historias del Fantasma Errante de DC Comics, El Velo, de El Torres y Gabriel Fernandez Walta (editada en nuestro país por Dibbuks), o, la que hoy nos ocupa, Ghost, publicada recientemente por la nueva editorial de cómics patria Yermo Ediciones, como una de sus primeras licencias.

Ghost diseno phil noto
Diseños de Phil Noto para el personaje.

Durante los años noventa, en una obra distinta a la que aquí analizaremos, Ghost se convirtió en uno de los personajes más icónicos de una Dark Horse en plena pugna con Image Comics y Valiant Comics. Tras su debut en a cargo de Jessy Prosser y un jovencísimo Adam Hughes, las aventuras protaonizadas por Elisa Cameron pasaron a cadencia mensual de la mano de Eric Luke, quien firmaría los treinta y seis números de la cabecera en su primer volumen, valiéndole para optar a guionizar algunos números de Wonder Woman con menos fortuna. Adam Hughes y su errático ritmo creativo desaparecieron de la serie a mitad del segundo número y por allí pasaron incontables artistas de perfiles tan distintos como Terry Dodson, Steve Yeowell, Doug Braithwaite, John Cassaday o, sobre todo, Ivan Reis. Las historias, el carisma del personaje (desmarcándose de cualquier estereotipo que su “uniforme” y escote puedan transmitir a primera vista) y el rumbo solido de los guiones auparon la popularidad del personaje a un gran nivel (máxime para los estándares de Dark Horse) y llegó a protagonizar varios especiales aquí y allí como alguna miniserie co-protagonizada con Hellboy o Batgirl, hasta el punto que la prestigiosa Comics Buyer’s Guide’s la incluyó en el decimoquinto lugar en su lista de “100 Mujeres más Sexys en los Comics” (liderado, a modo de curiosidad, por Red Sonja, Muerte y Jean Grey). Esta fama es difícil de entender desde nuestro país, donde sus aventuras publicadas en el sello World Comics de Planeta DeAgostini fueron canceladas en el número catorce a causa de las malas ventas. Tras un segundo volumen de veintidós números a cargo de otros guionistas, el personaje desapareció del mercado de principios de siglo, hasta que Dark Horse decidió desempolvar el concepto en su último relanzamiento con fecha de verano de 2012, concediendo los mandos de la serie a una por entonces semi-desconocida Kelly Sue DeConnick (Osborn, Captain Marvel) y a Phil Noto (Uncanny X-Force). Con libertad absoluta para hacer y deshacer a su antojo, la propuesta de Kelly Sue en este relanzamiento se distancia de los conceptos originales del personajes, manteniendo inmutables algunos elementos pero variando radicalmente otros, con acierto dispar.

Ghost: Humo y Preguntas, por Jordi T. Pardo

En el cementerio de Resurrección Mary, situado en Justice, en el condado de Illinois, el periodista retirado Vaughn Barnes y su fanfarrón compañero cazafantasmas Tommy Bears participan en un programa nocturno conocido como Buscadores de Fantasmas, logrando gracias a un extraño artefacto convocar el espíritu de una hermosa y misteriosa mujer vestida elegantemente de blanco. Pero pronto parece claro que la desconocida no es simplemente un espectro, capaz de materializarse a voluntad y demostrando unos poderes fuera de toda lógica, ni siquiera ella misma conoce su propia identidad y este enigma llevará a Vaughn Barnes y Tommy Bears a embarcarse en una peligrosa aventura sobrenatural para descubrir toda la verdad sobre su incorpóreo descubrimiento. Este es el punto de partida de la nueva cabecera protagonizada por Ghost, el personaje creado por Eric Luke en los años noventa para la editorial Dark Horse, recuperado ahora por un par de valores emergentes dentro de la industria estadounidense, la guionista Kelly Sue DeConnick, vista recientemente en series marvelitas como Avengers Assemble y Capitana Marvel y firmante junto a Emma Ríos de la esperada Pretty Deadly, y el dibujante Phil Noto, colaborador en colecciones recientes como Imposibles X-Force, X-23 y Before Watchmen: Minutemen.

En esta nueva encarnación de Ghost sus citados responsables no se apartan en exceso de los planteamientos originales que hicieron famoso a este fantasmagórico personaje, pero como es habitual en los tiempos que corren, si parece haber una mayor voluntad o predisposición en trabajar el aspecto psicológico de sus historias y en darle una mayor profundidad y ambigüedad al ambiente “pre-superheroico” -al menos en estos primeros números introductorios- en el que se mueven sus relatos. No obstante, esto no deja de ser apenas una sensación, una impresión en cierta medida diluida a medida que avanza la historia, pudiendo comprobar cómo la caracterización de personajes, pese a contar con más tiempo y desarrollo, se sigue basando en los clichés y moldes de toda la vida. Esto no impide disfrutar del planteamiento, entretenido, ligero y lleno de revelaciones y un sentido de la acción bastante contenido, pero Kelly Sue DeConnick tira de piloto automático a la hora de atar sus tramas y las relaciones entre sus personajes conectando todos los misterios de forma harto obvia y conveniente. El alivio parte de sus diálogos, su humor y algunas simpáticas situaciones, revitalizando el conjunto y disimulando la sencillez del guión y la excesiva dependencia del carisma y la caja -o cubo- de misterios que acompañan a su protagonista.

Ghost-Phil-Noto-Dark-Horse-Super-Sampler-005Ghost-Phil-Noto-Dark Horse Super Sampler-006Ghost-Phil-Noto-Dark-Horse-Super-Sampler-007
Páginas interiores del nuevo Ghost #1 por Phil Noto.

La elección de Phil Noto para encargarse de los lápices de la colección se comprende casi intuitivamente simplemente echando un ojo al apartado gráfico, observando su trazo de inspiración pin-up, con un tono ya de por sí vaporoso -casi translúcido con el tratamiento de color aplicado por Ledd Loughridge– muy apropiado para representar la figura la nebulosa Ghost, presentando unas formas no muy alejadas del trabajo original de Adam Hughes en los años noventa aunque quizás con un concepto incluso más “comedido y elegante” de su implícita sensualidad. Por otra parte, narrativamente, la propuesta de Kelly Sue DeConnick tiene momentos sutilmente inspirados, propone varios retos a Phil Noto de los que este sale bien librado, aunque en una primera lectura la propuesta pueda parecer más convencional de lo que realmente resulta en la práctica, seguramente en parte por efecto e influencia del color utilizado por el mencionado Ledd Loughridge cuya paleta se basa principalmente en tonalidades difusas y apagadas. En definitiva, poco más se puede añadir más sobre estos primeros números de Ghost, en ellos sólo se establecen con cierto oficio los principios de la cabecera y se nos vuelve a contar la génesis de su fantasmal protagonista, una introducción correcta y sin muchas sorpresas para un cómic cuyo potencial y posibilidades están aún por descubrirse o verse reflejadas en próximas entregas.

Enlaces de interés
Artículo anteriorNovedades Norma Enero 2014
Artículo siguienteReseñas DC: Nueva era en Batwoman
Redactor de Zona Negativa. Lecturas preferidas actuales: Capitan América: Sam Wilson, Capitán América: Steve Rogers, Squadron Supreme, Totally Awesome Hulk, Scarlet Witch, Uncanny Avengers, New Avengers, Spider-Woman, Vision, Mockingbird, All-New Wolverine, Black Widow, The Mighty Thor, Spiderman/Deadpool, Howard The Duck, Squirrel Girl, Moon Girl and Devil Dinosaur, Black Panther, Doctor Strange, Old Man Logan, Deadpool, Star Wars, Darth Vader,
Barcelona (Septiembre, 1980). Mordido por una viñeta adquirí un asombroso interés por el mundo del cómic y sus galaxias cercanas. Los Clásicos Ilustrados que adaptaban novelas de misterio y aventuras fueron mi primer pasaje a este universo. Luego llegarían Mortadelo y Filemón, Superlópez, Spider-Man, Dragon Ball y V de Vendetta. Para comienzos del siglo XXI había desarrollado una ecléctica pasión por el medio. En la actualidad, disfruto especialmente del cómic independiente estadounidense y el manga. En está, mi segunda casa, colaboro como reseñista y articulista hablando de cómics, cine y series.
1 Comment
Antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
View all comments
Kravinoff
Kravinoff
Lector
21 noviembre, 2013 19:50

Totalmente de acuerdo con la reseña. Yo esperaba o bien algo más superheroico, o bien algo más sobrenatural, pero se queda a mitad de camino(lo cuál tampoco es malo per se). Destacaría, en lo negativo, que la resolución de la historia en el baile se me hizo bastante confusa, y en lo positivo, que me han encantado creo que todos los personajes, tanto principales como secundarios.