Aniversarios DC: 50 años de Guy Gardner

El Linterna Verde que más veces ha sido rediseñado cumple medio siglo. Revisamos su origen para recordar detalles curiosos de este carismático personaje.

Por
9
2866

A principios de 1968 la cabecera de Green Lantern dedicó su número #59 a contar una entrañable e inesperada historia, en la que se desvelaba que Hal Jordan no había sido la única opción de Abin Sur para ser su sucesor. Resultaba que había otro candidato, un profesor de educación física de un colegio, llamado Guy Gardner, que reunía los requisitos para ser elegido Green Lantern. Sin embargo, el joven piloto de pruebas Hal Jordan se encontraba más cerca del lugar en que había aterrizado, por tanto, ese detalle decantó la balanza a su favor. No era una historia imaginaria (elseworld), era un hueco de la biografía de Jordan que se rellenaba en este número. Y se abría la puerta a la posibilidad de que hubiera en la Tierra más personas dignas de portar el anillo verde de poder. Y ese protagonista de aquella historia es el que homenajeado hoy, pues en este 2018 ha cumplido medio siglo de vida el miembro de los Green Lantern Corps con más carácter. Guy Gardner.

La historia nos contaba que Hal Jordan estudiaba una máquina durante un seminario en Oa, en donde los guardianes le enseñaban que podían traspasar los recuerdos y la conciencia de los agentes antes de que murieran. Él deseaba conocer más acerca de los últimos momentos de Abin Sur y era al verlos cuando descubría la existencia de Gardner. Hal se quedaba pensativo, preguntándose qué habría pasado si no hubiera sido él el elegido. Y los guardianes le mostraban esa posibilidad, pues la máquina ofrecía realidades alternativas. Era entonces cuando nos mostraban qué hubiera sido de la Tierra si Guy Gardner hubiera sido el elegido. Y era muy interesante.

Primera aparición de Guy Gardner.

En una primera parte de la historia contaba el origen, casi idéntico al de Hal Jordan en sus primeros días con el anillo. Sin embargo, descubrían que Guy seguía una ruta de regreso a la Tierra distinta a la suya y en uno de sus viajes se cruzaba con un planeta llamado Ghera, en el que había una batalla de robots gigantes. Entonces, se abría la nueva cara de la historia alternativa a la de Hal, quien junto a un guardián observaba, como si de una película se tratase, una aventura espacial del Linterna Verde de esa realidad. En ella el lector se encontraba con el caballero esmeralda pelirrojo llegar a ese planeta, que resultaba estar habitado únicamente por niños, ya que una misteriosa epidemia, conocida como la plaga amarilla, había exterminado a todos los adultos. Los más jóvenes, en edades preadolescentes, habían sobrevivido pero su crecimiento estaba congelado desde hacía eones. Los juegos triviales infantiles habían evolucionado con el paso del tiempo, desgraciadamente, llegando a convertirse en una interminable guerra civil, en la que usaban grandes máquinas de destrucción. La sociedad estaba dividida entre los miembros del bando naranja y los del azul. Como dos grandes naciones. Y luchaban por eliminarse unos a otros.

Al llegar al planeta, Guy Gardner, decidía ponerse manos a la obra por lograr la paz en ese mundo. Pero caía preso del bando azul, pues descubría que los niños tenían un implacable poder mental que eliminaba su fuerza de voluntad, convirtiendo al Green Lantern en una marioneta al servicio de sus planes destructivos. Pero la fuerza de un portador del anillo de poder nunca debe ser subestimada y, finalmente, se imponía, logrando su objetivo gracias, en parte, a sus dotes como profesor de niños de la misma edad que los que habitaban Guera. Pero esta realidad alternativa no tenía un final feliz, ya que el pobre Guy enfermaba al llegar a la Tierra, dándose cuenta de que la plaga amarilla le había contaminado y sentenciado a muerte. Antes de fallecer, pedía a su anillo que buscara un sustituto y lo encontraba en un joven piloto… De ese modo, Hal Jordan comprobaba que el destino, de un modo u otro, tenía escrito para él su nombre en el cuerpo de policías intergalácticos. Después de conocer la existencia de su potencial compañero, decidía ir a visitarlo y, sin desvelar su secreto, se hacían amigos.

Era un final esperanzador, que cerraba una historia que había engañado al lector con su portada. En ella se ve al ser desconocido, vestido con el traje de los Corps, sujetando la batería de carga del anillo y diciéndole a un abatido Jordan: “Get off this Earth, Hal Jordan. There’s only room for one Green Lantern. Me!”. Que venía a significar: “Bájate de esta tierra (o márchate, lárgate), Hal Jordan. Es una habitación para solo un Linterna Verde. Yo”. Una dura declaración de intenciones que hacía presagiar que algún malintencionado criminal se había hecho con otro anillo, porque Hal seguía llevando el suyo. Sin embargo, las teorías se venían abajo en la primera página, en la que el propio Hal Jordan, vestido de calle, anunciaba al otro Linterna Verde de la Tierra y admitía que luchaba contra sus enemigos y lo hacía mejor que él.

Como vemos, aquel Green Lantern #59, escrito por John Broome y dibujado por Gil Kane, mostraba a un Guy Gardner que entonces no se presentaba como el macarra que conocemos hoy. Era otro buen hombre, con corazón de héroe, digno merecedor de portar el anillo. El tiempo y los distintos autores han ido modificando y rediseñado al personaje, dotándole de una identidad propia diferenciadora, única en el cuerpo de Green Lanterns. No volvió a aparecer hasta el Green Lantern #87, histórico número que supuso la primera aparición de John Stewart y su conversión en el nuevo Green Lantern, que coexistiría con Hal Jordan. Ocurrió en diciembre de 1971, en plena etapa Adams/O’Neal. El bueno de Guy era atropellado por un autobús en un desafortunado accidente. Sobrevivía malherido. Y los guardianes informaban a Hal de que no podría seguir siendo la otra opción en caso de que a él le ocurriese algo, por lo que debía buscar otro sustituto. En ese momento, elegían a John. La historia seguía el curso de la integración racial, tan revolucionario entonces e importante hoy en día todavía, en que iba avanzando paso a paso. Sin embargo, los lectores descubrían que Guy siempre había sido ese sustituto, que a pesar de no haber aparecido ni sido nombrado en dos años, había quedado fijado como el candidato número uno en caso de que Hal no pudiera seguir llevando el anillo, tal y como le pasaba a Guy en su historia alternativa del número 59, pero al revés.

El accidente de Guy Gardner que marcó su destino.

Curiosamente, la historia del Green Lantern #59 fue reimpresa en 1985, en el Green Lantern #184. Reimpresa y repintada, para mal, en mi opinión. Se mostraban las mismas páginas tal cual habían sido publicadas dieciocho años antes, a excepción de la última, en la que se añadían tres viñetas en el lugar en que en la original había sido incluida información de la editorial.

Última página de Green Lantern #59.
Última página de Green Lantern #184, con las tres viñetas de Hal Jordan incluídas al final.

En ellas se veía a Hal Jordan explicar al lector que él había mantenido su palabra (en la última viñeta original decía que estaba seguro de que se volverían a ver) y que Guy Gardner ya había ocupado su lugar una o dos veces, hasta que Sinestro le dejó casi vegetal, haciendo referencia a los acontecimientos ocurridos en Green Lantern #123, en los que tras una batalla con el villano quedó en tal estado de gravedad. Fue en el número #195 en el que, finalmente, con ayuda de los guardianes, fue llevado a Oa y recuperó su memoria.

Los guardianes eligen a Guy para luchar contra el Anti-Monitor.

Además, recibió su anillo y su batería de poder a petición de los propios guardianes y llegó a convertirse, por fin, en el tercer Green Lantern de la Tierra. Esto sucedió en diciembre de 1985, en una historia escrita por Steve Englehart y dibujada por Joe Staton. Y fue en plena Crisis on Infinite Earths, en un momento crítico de la batalla, pues el momento en que los guardianes le nombraron miembro del cuerpo le otorgaron la misión de reclutar efectivos para enfrentarse al Anti-Monitor. Ya en aquellas páginas su carácter había sido endurecido.

Primera aparición de Guy Gardner con su traje de Green Lantern distintivo.

Tras la Crisis, en la saga Legends se incorporó a la Liga de la Justicia y fue un momento clave en la biografía del personaje, pues la presencia de Keith Giffen en los guiones y toda la revolución que llevó a cabo en su etapa al frente de la colección, con todos los cambios de tono en las historias, la transformación de la cabecera en Liga de la Justicia Internacional, le vino muy bien al personaje de Guy Gardner. Fue en aquellos días en los que Giffen provocó el cambio en la personalidad, trasnformándolo más en quien hoy conocemos. Macarra, tipo duro, sin miedo ni pelos en la lengua. Sobón, chulo con las mujeres e incluso llegó a tener un aspecto más cercano al de un dueño de una discoteca de Miami. De hecho, llegó a tener su propio negocio en los últimos números.

Más adelante, en octubre de 1992 comenzó su propia serie en solitario, portando el anillo de Sinestro, después de haber sido expulsado de los Green Lantern Corps y llevando una moda muy de la época, con vaqueros y chaqueta oscura. Eran tiempos en los que se buscó endurecer el aspecto de los personajes, todo un fenómeno del momento, alejándolos de los trajes clásicos. Aquella serie, que se encuentra inédita en España, contó con personajes secundarios y villanos propios. Duró dieciséis números y a partir del #17 la se renombró como Guy Gardner: Warrior. Con traje y emblema nuevos. Llegó hasta el número #44 antes de ser cancelada, en julio de 1996. Y al cerrar la etapa el personaje estaba muy lejos de ser el buen chico que los lectores de DC habían conocido 28 años atrás. Durante sus aventuras en solitario pasó a tener habilidades vuldarianas, convirtiendo su cuerpo en armas.

Guy Gardner vuldariano.

Y es que ha habido épocas en las que se dio la impresión al lector de que ningún autor acertaba a hacer algo digno con el personaje. Con el paso de los años llegó a ser asesinado, resucitado sin anillo ni poderes. No gozó del prestigio que merecía, de hecho su fama traspasó fronteras y en la serie de animación Young Justice, en la que aparece de manera testimonial en un episodio en que todos los héroes de DC están realizando salvamentos a lo largo y ancho del mundo, llega a ser rechazado para entrar a formar parte de la Liga. Ocurre cuando, en un proceso de selección, Hal y John son preguntados por esa posibilidad y ambos niegan categóricamente. Da a entender que cae mal. Podemos aceptar esta premisa pero, leyendo y recordando su primera aparición, se ve que ha sido llevado por unos caminos muy diferentes a los de la premisa original. Lo cual tampoco está mal, porque le ha diferenciado del resto de personajes de todo el Universo DC.

Guy Gardner, Red Lantern.

Durante los New 52 incluso llegó a liderar a los Red Lantern Corps, en una etapa que ofreció historias muy buenas, aunque para muchos no terminaron de definir a Guy como deberían: un Green Lantern. También esa época apareció frecuentemente en Green Lantern Corps, la serie de Peter Tomasi. Durante los últimos años ha sido un personaje principal en y Hal Jordan and the Green Lantern Corps, de Robert Venditti, consiguiendo por fin la estabilidad que el personaje se merece. Actualmente, aunque es popularmente conocido por su actitud descarada, menos correcta que Hal o los demás miembros, se ha ganado su sitio en el Universo DC y en los Corps. Y era algo que parecía que podía no llegar a ocurrir, sobre todo después de que con el tiempo fueran apareciendo otros Green Latern, como Kyle Rayner, que llegó a ocupar el puesto de Hal Jordan en la JLA, al igual que, más recientemente, Jessica Cruz y Simon Baz.

Ahora, con medio siglo de vida, un camino más consolidado, el pasado tan heterogéneo, con Hal Jordan de nuevo en su propia serie, podemos afirmar que Guy Gardner está en un status ideal para que, quizá algún día, llegue un autor que sepa valorarlo en su medida y le de su propia serie, otra vez. Pero ojalá que cuando ocurra no desvaríe tanto. Este hecho podría ocurrir pronto, pues Dan Jurgens, quien ha estado escribiendo Green Lanterns, serie centrada en Cruz y Baz, afirmó hace unos meses que el personaje merecía tener su serie propia.

9
Déjanos un comentario

Please Login to comment
5 Comment threads
4 Thread replies
1 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
6 Comment authors
AliktsparkyalVíctor José RodriguezPauSith Recent comment authors
  Subscribe  
Recientes Antiguos
Notifícame
Raúl Gutierrez
Autor

Muy buen artículo Víctor! Por mi parte decir que hablas de mi Green Lantern favorito, quizás por ser el más atípico de los cinco GL humanos que tenemos hasta ahora. Fue resucitado del olvido relativo en la etapa de Geoff Johns y qué decir que su papel como aliado de Jordan en las gestas en las que éste se oponía a los guardianes era de lo mejorcito, a la par que su protagonismo en la serie GL Corps.

Personajazo!

sparkyal
Lector
sparkyal

A no ser que hayan matado a alguno y no me haya enterado hay 6 green lanterns humanos

Sith
Lector
Sith

Excelente artículo, se agradece, más allá de los que otros piensen yo coincido con Raúl en cuanto a que se vio su mejor faceta en la etapa de Johns donde lo ponen como un cabron que no tiene problemas en desafiar a los Guardianes si considera que es lo correcto aparte de ser un guia para los Corps, el autor logro plasmar lo mejor del personaje sin recurrir a cosas raras.

Pau
Lector
Pau

Gran articulo Victor , he conocido cosas que desconocia del personaje. No sabia que Jurgens lo valoraba , ojala le den serie propia , que morrison se ve que sera solo Hal. De compi de Kyle , como guardianes de un sector raro de la galaxia en manos de un escritor con imaginacion podria molar. O cualquier otra cosa , mientras sea regular en alguna serie si es propia mejor , si no coral . Reivindico tambien su etapa en el n52 como red lantern ,la vacilada que se pega con atrocitus en la tierra cuando este a soltao los anillos para la humanidad, es de las mejores que recuerdo de ultimamente , ademas de que habia historias interesantes.

Alikt
Lector
Alikt

Omitiste la serie animada de Green Lantern, donde también hace su aparición el buen Gardner….y es quizá mucha mejor caracterización tanto visual y de personalidad, que la vista en young justice