Redacción ZN

Miembros en activo
Raúl López

   Raúl López

   Sergio Robla

   Mariano Abrach

   Daniel Gavilán

   Luis Javier Capote

   Jordi T. Pardo

   Pedro Monje

   Jordi Molinari

   Raúl Silvestre

   Javier Agrafojo

   Alejandro Ugartondo

   Samuel Secades

   Sergio Aguirre

   Tomás Martínez

   Juan Luis Daza

   Arturo Porras

   Gustavo Higuero

   Jesús Játiva

   Jose Maria Vicente

   Marta Gómez

   Nacho Teso

   Ken Takato

   Mònica Rex

   Miguel De Andrés

   Francisco Miguel Espinosa

   Cristian Miguel Sepúlveda

   Pedro Pascual Paredes

   Pedro De Mercader

Raúl López Raúl López (Barbera del Valles, 1978). Informático de profesión y lector de comics desde que tenía doce años gracias a mi profesor de Lengua Castellana y Sociales quien traia comics de Asterix, Tintin, Spider-Man o X-Men a las horas de biblioteca, el primer comic que recuerdo haber leido fue el Spider-Man #100 de forum, personaje que me ha acompañado desde entonces siendo este mi personaje favorito como muchos ya sabeis. El nacimiento de Zona Negativa fue algo obvio, era la forma de mezclar mis dos pasiones los comics y la informática, si no recuerdo mal ZN nació en Octubre de 1999 a raiz de un encuentro en la sala de informática de la universidad de Sabadell, con Jose Antonio Serrano quien me enseñó Dreamers y me animó a hablar con Nacho Carmona para pedirle espacio en su portal para crear mi web. Hace un par de años dimos el salto a la formula weblog y desde entonces esto ha sido un no parar, por ZN han pasado varios colaboradores, todos ellos amigos, y es que si de algo me siento orgulloso es de que los colaboradores de ZN nos hayamos convertido en una pequeña familia, para lo bueno y para lo malo.

Sergio Robla Sergio Robla (Tarragona, 1976). Desde muy pequeño se me instruyó en una tradición dominical con intenciones catalizadoras: tebeo y fútbol. La progresión fue empezar por Mortadelo y Filemón, avanzar con Superlópez, continuar con Spiderman, y cuando me encontré con los Nuevos Titanes y Batman ya no hubo vuelta atrás. Ya no presté atención al fútbol. De mi infancia lo que más recuerdo es el primer número de Batman de Zinco y, tiempo después, Crisis en Tierras Infinitas. Aquella explosión de creatividad y épica decidió mis gustos y mi futuro. Caté cada cómic que pasó cerca de mí, pero estaba claro que lo mío era DC. Cuando Toni Boix contactó conmigo para paliar la ausencia de mi ahora compañero Alberto Morán (ver episodios anteriores) en Zona Negativa yo ya me había convertido en un extraño híbrido de técnico informático, psicólogo y escritor aficionado con pasión por las historias. Lo cierto es que la oferta llegó en el momento más oportuno. Decidí probar y la cosa no fue mal. Actualmente mis circunstancias vitales han cambiado y me dedico principalmente al análisis de sagas importantes para el Universo DC. Nunca se sabe lo que pasará más adelante, pero siempre formaré parte de esta familia…

Mariano Abrach Mariano Abrach (Rosario, Argentina, 1987). Nací al mundo del cómic siendo muy chico con un viejo tomo recopilatorio de Ediciones Zinco de la Legión de Super-Héroes, que era el del crossover con Superman que contaba la historia del Superboy del Universo de Bolsillo y demás, una trama muy intrincada que no entendí del todo hasta varios años después. Aún así, fue una buena introducción al Universo DC y todas sus complejidades, sabiendo desde el principio que no era nada normal. Con el paso del tiempo mis gustos se diseminaron y el cómic quedó siendo uno más entre otras cosas, lo que llevó a un período de lecturas irregulares, no muy frecuentes. Pero la semilla que se había sembrado con aquel tomo de la Legión llegó a crecer lo suficiente para que años después mi pasión por el cómic (y por el Universo DC) acaparara casi toda mi atención (porque hay mundo más allá del cómic), haciendo que esta vez sí leyera regularmente las publicaciones de DC Comics a la vez que miraba “hacia atrás”, leyendo aquellas historias que me había perdido en mi período de irregularidad, así como las grandes historias que no había leído por la sencilla razón de no haber nacido, que no son pocas, lo que resultó en que estuviera bastante enterado de la actualidad del Universo DC. Pero sólo leer los cómics no me alcanzaba, ya que al ser uno de mis principales gustos en esta vida quería hablar de ellos todo el tiempo. El mencionado hecho de estar constantemente enterado, más la cuestión no tener amigos que sintieran con tanta pasión este género, con una chispa de vocación periodística para culminar, me llevó a crear un blog donde poder hablar libremente, sin importarme si me leyeran o no. Y sin quererlo, gracias a ese pequeño proyecto propio que empezó sin aspiraciones, tuve la suerte de ser convocado para seguir hablando de lo que más me gusta en este sitio, Zona Negativa. Una última nota: aunque no lo parezca en lo dicho antes, el Universo DC no lo es todo para mí, y disfruto de muchas otras obras del cómic totalmente fuera de ese universo ficcional.

Daniel Gavilán Daniel Gavilán. Nací en el sur de España, aunque desde pequeño tenía la cabeza perdida entre mundos de fantasía. Descubrí los cómics a través de un baúl en casa de mis tíos, y nunca he salido de aquel cofre del tesoro. Enemigo de la nostalgia pero amante de la Historia, mis fascinación por cualquier medio de narración ha ido puliéndose hasta transformarse por pasión por el cómic en general y el universo Marvel en particular. Redactor de Zona Negativa desde 2010, es imposible mirar atrás sin pensar en este periodo compartido con vosotros como una experiencia irrepetible, de esas que dejan huella.

Luis Javier Capote Pérez Luis Javier Capote Pérez (La Laguna, 1973) Recuerdo que mis primeros tebeos fueron un “Mortadelo” y uno de aquellos tomos de la colección Olé de la familia Cebolleta. Crecí durante los últimos años de Bruguera conociendo lo que se cocinaba en el mundo de los superhéroes o de la animación japonesa a través de las descacharrantes ¿ediciones? realizadas por la editorial española. Con la adolescencia llegaron los tebeos de Fórum y los préstamos de la colección de CIMOC por parte de amigos mayores. Lo de desbarrar hablando sobre tebeos (o cómic o manga o BD o lo que usted guste) se lo debo a un buen amigo que me metió en un proyecto de programa radiofónico en la emisora de la Universidad de La Laguna. De ahí surgió la oportunidad de hacer artículos y reseñas en algún periódico local y finalmente he acabado recalando por aquí hablando principalmente sobre comic estadounidenses (y haciendo alguna que otra incursión en campos como los videojuegos, el anime, el manga y todo lo que sea un vicio más o menos friqui). Compagino estas actividades con otras con las que me gano honradamente los garbanzos, pero que es mejor no confesar por mutua vergüenza de la profesión y del profesional.

Jordi T. Pardo Jordi T. Pardo (Barcelona, 1980). Licenciado en Historia. Fue mi faceta de ávido lector y mi obsesión con las novelas de misterio y aventuras la que impulsó en mi juventud mi primer acercamiento al cómic con la lectura de los antiguos Clásicos Ilustrados publicados en entregas semanales recopilando adaptaciones de obras como El Escarabajo de Oro, La Isla Misteriosa o Un yanqui en la corte del Rey Arturo. Posteriormente, llegarían Mortadelo y Filemón, Superlópez, mis primeras historias de Spider-man y los pequeños coqueteos con mangas como El Puño de la Estrella del Norte, Bastard! o Dragon Ball. Después de descubrir las posibilidades del medio con autores como Alan Moore, Neil Gaiman o Kurt Busiek, algunos de mis autores predilectos, se desarrolló en mí una pasión ecléctica por la viñeta permitiéndome ello disfrutar por igual del cómic estadounidense, la historieta europea, el manga o los webcómics. Este currículum me ha llevado a ejercer como reseñista y articulista en Zona Negativa donde en la actualidad también escribo sobre otra de mis debilidades: el cine.

Pedro Monje Pedro Monje (Bilbao, 1985), nació el mismo mes que su tocayo Parker descubría en las Secret Wars el traje negro que tantos quebraderos de cabeza le iba a dar después en forma de simbionte, dientes por doquier y lengua kilométrica. Instruido en el noble arte del comic por su padre, crecí degustando, disfrutando y devorando los Tintin, Asterix y Obelix, Lucky Luke, Moratadelos y El Capitan Trueno paternos (aquellos sí que eran cómics…), hasta que aterrizó en sus manos el primer número de Tormenta Galáctica, despertando su pasión por Los Vengadores en particular (que le llevaría a ser administrador del foro dreamers vengativo) y los comics de superhéroes americanos en general. Años después, esta enciclopedia andante del Universo Marvel emplea el tiempo libre que le permite la elaboración de su tesis doctoral en telecomunicaciones en aficiones tan diversas como practicar balonmano, ejercer sus planes de dominación mundial a través de twitter y, sobre todo, como redactor de esta nuestra querida web, hobby mezclado con vocación que me ha permitido descubrir gente magnifica además de una nueva forma de disfrutar de los comics. ¡Y que dure! Además, aprovechando la fiebre vengativa que se esparce por todos los rincones de nuestro planeta, ha tenido la oportunidad de contribuir en dos libros dedicados a Los Vengadores publicados por Dolmen con motivo de la película.

Jordi Molinari Jordi Molinari (La Granada, 1985). Desde pequeño siempre he tenido pasiones, algunas muy claras y otras que tardarían más en florecer. Del primer grupo, estarían el wrestling aka Pressing Catch aka como me vuelvas a decir que esto es falso te crujo y el Mortal Kombat. Así pues, fue normal para mí cuando fui mayor en colaborar en las mejores webs de wrestling y tener proyectos relacionados, y lo mismo con Mortal Kombat. Del segundo grupo, estarían los cómics, aunque de pequeño básicamente fueron Tintin, Asterix & Obelix y la gran mayoría de cómics nacionales. Esto siempre estuvo en un segundo término más allá del cine hasta que se cruzaron 2 de mis pasiones sin saberlo con el MK vs DCU. Allí una gran etapa de mi vida dio paso a una nueva al descubrir todo un nuevo mundo que me encantaba sin aún ser consciente de ello. Desde Watchmen a La Guerra del Sinestro Corps pasando por Batman en toda su extensión, de Frank Miller a Grant Morrison. Así pues, viendo mis antecedentes era cuestión de tiempo de que colaborase de forma puntual o regular en una web como Zona Negativa, y Raúl López me dio la oportunidad de hacerlo pese mi extraña fascinación por Scott Lobdell en Agosto de 2012.

Raúl Silvestre Raúl Silvestre. Realizador de series y programas de TV y escritor de novelas de género fantástico, aprendí a leer con el Flash Gordon de Buru Lan y caí en las garras del cómic durante el auge de la fenecida Zinco. Desde el tebeo más mainstream hasta la obra más selecta del panorama independiente, mi curiosidad por el medio no ha dejado de crecer.

Javier Agrafojo Javier Agrafojo. Nací siendo muy pequeño en Galicia y luego en Madrid fui creciendo hasta una complexión ordinaria. Entretanto, mi mente se volvió una turbulencia de Shakespeare, Lennon, Tarkovski o Superman que me ha llevado por extraños derroteros, incluyendo el periodismo económico y la presentación de actos en el Ritz. A punto de cumplir el año en Zona Negativa, aún sigo sorprendiéndome del cariño y la afición de mis lectores, la verdadera razón de ser de todo esto.

Alejandro Ugartondo Alejandro Ugartondo.Nacido en Barcelona en 1977, me iniciaron muy temprano en el mundo del cómic con Tintín, Astérix y los tebeos de Ibañez. Muy pronto también caté los cómics americanos con Superman y los Defensores, aunque no empecé a coleccionar en serio hasta que me hice las series de Transformers y G.I.Joe. Precisamente gracias a estas series me aficioné al Universo Marvel, primero con el Castigador y SHIELD y más tarde con los mutantes de Jim Lee. Con este bagaje no es de extrañar que mis personajes favoritos sean el Doctor Extraño, Nick Furia y Cíclope. Por motivos profesionales (soy informático) conocí a Raúl López hace siete años y desde entonces que sigo Zona Negativa a diario. Ahora dedico mi tiempo libre a leer cómics y a evitar que mi niño de seis meses se los coma.

Samuel Secades Samuel Secades. Aunque nací en Asturias vivo desde hace muchos años en Alicante, actualmente en un pueblecito del interior de la provincia rodeado por cuatro aldeas romanas, Petibonum… bueno, es largo de contar y me desvío del tema. Desde pequeño en casa se leían con religiosidad los Super Humores de Bruguera, pero yo me independicé con Superman, Batman, Spiderman, Capitán América, Thor y compañía. Junto con el cómic y la escritura el cine es mi gran pasión. He escrito sobre cine en webs, diarios locales y pretendo estrenar un blog de relatos muy pronto. En cómics tengo en un pedestal Planetary y soy fan especialmente de Superman. En cine me gusta desde Fellini a Scorsese, Lynch, Polanski, Spielberg o Billy Wilder. A quién pretendo engañar con listas: soy un entusiasta así que me gusta casi todo lo que cae en mis manos. Sólo tengo miedo a que el cielo se caiga sobre mi cabeza, pero eso no va a pasar mañana.

Sergio Aguirre Sergio Aguirre. Nacido en Madrid en 1974, enloqueció cuando descubrió que los integrantes del Supergrupo de Jan y Efepé eran parodias de otros personajes, del mismo modo que Superlopez lo era del último hijo de Krypton. Una ávida búsqueda de tales héroes lo llevó al kiosco del barrio y a los puestos de segunda mano de los mercadillos, quedando marcado por la última etapa de Vértice publicando Marvel y la de Bruguera con Hulk, Spiderman y los Pockett de ases. Continuó con Forum y Zinco, aunque estuvo a punto de abandonar su afición al comic a mediados de los ochenta. La aparición de Watchmen frustró esa huida, ya para siempre. Decide dejar de ser solo lector, e ingresa en las filas de Zona Negativa en 2013 como redactor de actualidad Marvel.

Tomás MartinezTomás Martinez. Cuando con 20 años llegó un gran cómic a mis manos como el Green Lantern de Geoff Johns, me pregunté que había hecho con el tiempo libre que he tenido a lo largo de mi vida. Desde que nací en Gijón en 1988 lo he dedicado a todo tipo de cosas, desde cine hasta videojuegos pasando por la escritura de relatos o el deporte pero nunca me había parado a leer tebeos. Por eso, cuando lo hice por primera vez, las viñetas invadieron mi tiempo libre de tal modo que decidí recuperar de golpe y porrazo todo el tiempo perdido. Así que 5 años después de ese momento aquí estoy, escribiendo sobre cómics en mi web favorita e intentando convencer a todo al que tengo alrededor a que se una conmigo en esta aventura. Desde Marvel, donde me enamoré de la Patrulla X de Chris Claremont y el Daredevil de Ann Nocenti hasta DC, donde los personajes de la Liga de la Justicia (especialmente la Wonder Woman de George Perez y el mencionado Green Lantern de Geoff Johns) me han quitado más tiempo que cualquier eterno videojuego o la filmografía completa de Akira Kurosawa, pasando por sellos más independientes como Image o Vertigo y series como The Sandman, La Cosa del Pantano o El Predicador. Actualmente exploro todo tipo de cómic, BD incluida, mientras dedico mi tiempo a realizarme como Diseñador Gráfico tras haber estudiado Derecho y darme cuenta de que lo de las leyes no era lo mío. He tenido la oportunidad de escribir el guión de un corto, Despedida, que espero que se estrene pronto en muchos festivales y sigo alimentando esa faceta de guionista que creía escondida en mi interior pero que aflora misteriosamente. También soy gran amante del cine –si no te gusta John Ford es posible que no conectemos– y Trekkie confeso. Por ello, larga vida y prosperidad.

Juan Luis DazaJuan Luis Daza (Linares, Jaén, 1982) . Aunque me considero cinéfilo de corazón curiosamente tuve contacto antes con el noveno arte que con el séptimo. Un número de la JLA del que recuerdo poco cayó bajo las fauces de mis tijeras con las que recortaba todo tipo de superhéroes que coleccionaba en papel. Del primer cómic que tengo constancia y que no fue mutilado por mi persona fue el Peter Parker Spectacular Spiderman 104 a el le siguieron algunos de El Castigador o Los 4 Fantásticos. Cuando decidí ponerme por fin a coleccionar cómics fue en 1994 cuando decidí seguir colecciones como El Asombroso Spiderman, Matanza Máxima, Darkhawk o las minsieries de Veneno. Después del chasco de la Saga del Clon me bajé del carro de manera más o menos oficial hasta la segunda mitad de la pasada década cuando decidí volver al redil comprando los que son considerados los mejores cómics de la historia. Así conoci al Alan Moore de Watchmen, V de Vendetta o La Broma Asesina, al Grant Morrison de Arkham Asylum, Nuevos X-Men o El Asco, el Frank Miller de El Regreso de Caballero Oscuro, Año Uno, 300 o Sin City, al Warren Ellis de Planetary o Stormwatch o al Jeph Loeb de EL Largo Halloween, Victoria Oscura o Para Todas las Estaciones. MI pasión por el celuloide llegó años después de ir por primera vez al cine (Las Tortugas Ninja II me desvirgaron fílmicamente) cuando Philadelphia de Jonathan Demme cambió mi manera de ver películas. A día de hoy Luis Buñuel, David Cronenberg, Terry Gilliam, Oliver Stone, Quentin Tarantino, Paul Verhoeven, Stanley Kubrick, David Lynch o Roman Polanski entre otros son mis cineastas predilectos o films como El Crepúsculo de los Dioses, La Noche del Cazador, Braveheart, Nacido el 4 de Julio, Camino a la Perdición, Requiem Por Un Sueño, El Laberinto del Fauno, Los Olvidados o Senderos de Gloria las películas que me forjaron como cinéfago y persona. Los cómics y el cine o la armoniosa comunión de los dos medios me trajeron a Zona Negativa donde colaboro como redactor de la sección de cine de la web, escribiendo también en mi blog personal y colaborando en varias revistas tanto locales como provinciales.

Arturo PorrasArturo Porras. Nací en Alicante en el año 1976. Como todo buen niño criado a principios de los años ochenta, el cómic fue parte de mis lecturas de crecimiento. Asterix, Tintín, Mortadelo, fueron algunas de ellas. Pero todo cambió cuando descubrí a unos señores con máscaras y trajes pintorescos que me alteraron la percepción que tenía de los tebeos. Desde entonces, los superhéroes fueron mi principal pasión. La visita al quiosco para ver los cómics se convirtió en rutina. Sólo que entonces era joven e impresionable. A finales de los 80 los abandoné porqué me había hecho mayor. Así que crecí, me licencie en la carrera de Historia y me hice un hombre de provecho. Mucho tiempo despues, en la segunda decada del presente siglo volví a encontrarme con aquellos señores en leotardos y estaban practicamente igual, casi sin cambios. Desde entonces he vuelto al medio y no tengo intención de abandonarlo. En 2014, la gente de Zona Negativa me ofrece la oportunidad de compartir mis pensamientos e inquietudes sobre el noveno arte.

Gustavo HigueroGustavo Higuero. No fui lo que se dice un lector precoz. La lectura y yo no nos llevamos bien hasta los bien entrados 13 años, pero cuando nos conocimos fue todo un flechazo. Era el año 1988 y hasta entonces había picoteado tan solo algunos tebeos de humor, números sueltos del Capitán América, Transformers… nada serio hasta que llegó octubre de ese año y a través de un compañero de clase pude leer primer número de Millenium de DC. Aquello fue el punto de inflexión para una historia alrededor de los cómics que dura hasta hoy. Aficionado al género súper heroico he ido dando palos en diferentes sitios para dar rienda suelta a ese gusanillo que crece dentro de uno que es querer escribir. Guiones para historias cortas en fanzines, guiones para tiras cómicas en periódicos, artículos y relatos cortos reflejan mi inquietud por aporrear las teclas. Pero faltaba algo: la disciplina. El día a día laboral y familiar termina por aplastarte y la voluntad flaquea y es necesario mirar al frente, entender que no todo puede ser trabajo, que puede y debe haber algo más, algo que saque lo que llevas dentro y permita que ese día a día sea diferente. Me entere del llamamiento de Zona Negativa buscando redactores y me presente con arrojo para reseñar los cómics de DC. Tuve la suerte de conocer a Raúl que me ayudo y oriento lo suficiente como para lograr hacerme con el puesto, donde espero poder desahogarme a gusto haciendo las dos cosas que más me gustan: leer y escribir.
Jose Maria VicenteJose Maria Vicente. Nací en Barcelona (1996) y pronto me aficioné al cómic de superhéroes. Lecturas como el Spider-Man de Lee y Romita, Superman de Joe Kelly, y el Thor de Jack Kirby dejaron una profunda huella en mí. Desde entonces, leo demasiados cómics de todos los géneros posibles, pero especialmente de superhéroes. En Zona Negativa escribo siempre sobre mi mayor amor en este mundillo: Marvel.
Marta GómezMarta Gómez. Nacida en la excelentísima villa de Medina del Campo, llevo dando guerra desde 1983. Pronto comenzó mi pasión por los cómics gracias a mi padre, que me descubrió al siempre genial Ibáñez junto a los grandes nombres del cómic frances. Mi madre por el contrario, puso su granito de arena enseñándome su amor por la lectura y me descubrió los caminos de la ciencia ficción y la space opera. Con mi compañero de aventuras descubrí esta web, a la que llegué para seguir disfrutando y aprender de los mejores, colaborando principalmente en la sección de Cine y Series. Aficionada a la fotografía desde niña, siempre estoy buscando mi lugar en el mundo.
Nacho TesoNacho Teso (Madrid, 1994). Empecé con series animadas como Spider-Man y sus Asombrosos Amigos y el Spider-Man de los 90. En las viñetas, mis primeros números fueron unos Marvel Team-Up de Bill Mantlo. Chris Claremont y John Byrne. A eso le siguió Gerry Conway en Amazing Spider-Man, con la muerte de Gwen Stacy. El asunto continuó con los X-Men de Claremont desde que se afianzan en Australia, y fui creciendo acompañado del Ultimate Spider-Man de Bendis, cuyos Nuevos Vengadores me abrieron al resto del actual universo Marvel. La Casa de las Ideas es mi sitio, y disfruto de cualquier buena serie que me haga recordar por qué disfruto con esto de los cómics.
Mònica RexMònica Rex (Barcelona, 1990). Nacida con la necesidad de hacer decenas de cosas a la vez; me licencié en filosofía y ahora recorro otra aventura. Entré en el mundo del manga en un buena momento: en pleno boom de principios de siglo. Cuando por televisión emitían Evangelion y el salón del manga no tenía entradas limitadas. Fascinada por la estética gótica, oscura y dantesca, mi autora de cabecera es Kaori Yuki. Pero, reconozco que los mejores mangas que he leído son de Naoki Urasawa y Osamu Tezuka. Mi máxima: las buenas historias son aquellas que dejan huella en el alma del lector.
Miguel de AndrésMiguel de Andrés. Nacido una madrugada de 1988 en Valladolid y criado en el frío León, soy Técnico en Radioterapia y en Imagen para el Diagnóstico. Marvelita de corazón y rolero consumado, actualmente disfrutando de varias etapas creativas de la Casa de las Ideas mientras regreso a los terrenos de juegos como El Señor de los Anillos de ICE o el clásico Vampiro: La Mascarada. Criado en el respeto a las grandes sagas y a la lectura por mis padres, tengo la suerte de continuar disfrutando de todo lo que ofrece esta cultura junto a mi compañera de aventuras.
Francisco Miguel EspinosaFrancisco Miguel Espinosa. Nacido en Alicante y adoptado por Madrid. Es autor de las novelas Encerrado (Atlantis, 2009), XXI (Ediciones B, 2011), Cabeza de Ciervo (Dolmen, 2014) e Infernorama (Dolmen, 2015). Ha ganado premios y ha sido traducido al inglés en la antología The Best of Spanish Steampunk. Entre su labor creativa también escribe cómics y videojuegos y colabora con medios como El Pais, Ambito Cultural y Zona Negativa.
Cristian Miguel SepulvedaCristian Miguel Sepulveda. Entré al mundo del cómic en mi infancia, gracias a que mi padre me compró un cómic de Mortadelo y Filemón, concretamente “Los inventos del profesor Bacterio”, y a partir de ahí me hinché a leer cómics de Ibáñez en general. En la adolescencia abrí mi campo al manga, y ya un poquito más mayor comencé a introducirme en el cómic americano y en los superhéroes, especialmente en DC y en los “New 52”, que con series como “Flash” o “Wonder Woman” me introdujeron en este género. Actualmente, encantado de colaborar en Zonanegativa, que me permite disfrutar de mi gran pasión: los cómics, canalizada a través de mi otra gran pasión: la escritura.
Pedro Pascual ParedesPedro Pascual Paredes. Nací en 1978 en Palencia. Mi infancia ochentera la pase con comics de Mortadelo y Filemón, Zipi Zape, 13 Rue del Percebe y con los dibujos animados de de Mazinger Z y Spider-Man. En mi adolescencia noventera abandoné el noveno arte por la música (grunge y metal), el cine (Tarantino), la novela (Saramago) y ensayos políticos, así como por los estudios universitarios.
Con la llegada del S.XXI y ya residiendo en Toledo, el Batman de Nolan y las series de Star Trek hicieron que regresase al mundo del cómic, empezando por los grandes nombres; Moore,Miller,Morrison,Ellis, Ennis, Gaiman hasta llegar a descubrir los nuevos talentos como Scott Snyder, Rick Remender,Tom King, Ales Kot y Mark Russell.
Lector de Dc Comics e Image, seguidor del Caballero Oscuro y de la Enterprise, con la llegada de rebirth fui llamado por la Zona Negativa para rastrear noticias y entrevistas del universo donde conviven La Liga de la Justicia, el Escuadrón Suicida, las Aves de Presa, la Batfamilia, los Green Lanterns Corps o los Omega Men
Pedro De MercaderPedro De Mercader. Barcelonés de nacimiento (noviembre, 1992) hasta que me picó una araña y me fui a habitar a mundos imaginarios. Mi pasión desaforada por los cómics, el cine y los videojuegos me hizo estudiar comunicación audiovisual y creció en mí una necesidad por intentar contar historias en cualquier medio posible y hablar sobre las narraciones ajenas. Quise ser Tony Stark y me quedé en Jarvis. Gaiman, Miller Moore, Morrison, Brubaker y Hickman (entre muchos otros) son mis guías. Estaba perdido en el espacio, hasta que mi nave hizo un viaje interdimensional y acabé en este lugar amigable. Salvo por Annilihus.
Colaboradores puntuales

   Jordi Querol

   Raúl Martín

   Alberto de Sosa

   Invitados

Jordi Querol Jordi Querol. Como nos han pedido ser breves (ejem, breve yo?), diré que tengo 31 años y vivo en Barcelona con mi hermana y su hija adoptada de 4 preciosos añitos. Soy conserje de instituto pese a que estudié y trabajé durante nos 3 años de Programador (hasta que el panorama se volvió paupérrimo). En lo que se refiere a cómics, como muchos de mi generación leíamos Mortadelo (o ZipiZapes) y Tintins, y al llegar a una edad se dejaban en el baúl de los recuerdos. Y también como muchos retomamos esta afición gracias a Dragon Ball. Sólo como dato curioso, decir que yo ya tenía tirada a los productos japoneses al ser un fanático de los ordenadores MSX desde que tengo 10 años, lo que me hizo fijarme en la forma de hacer de las gentes de esa lejana isla. A partir de ahí pues ir coleccionando las series que más me interesaban de aquel momento, leyendo revistas míticas como Neko y descubriendo también el anime. Pero llegó un momento, pasados unos cuantos años, que me di cuenta que el manganime se me quedaba pequeño, sabía de todas las publicaciones y quería más. Y así me abrí a otro tipo de lecturas como el europeo, el americano independiente, el tebeo español, las tiras cómicas y algo testimonial de los superhéroes americanos que ya no me gustaban desde pequeño. Con ayuda de revistas tan buenas como El Pequeño Nemo, Slumberland o U, el hijo de Urich, de las cuales llegué a comprar números atrasados, conseguí hacerme una idea de lo que me había perdido en todos esos años. Toda esta mezcla hizo que actualmente tenga unos gustos que me son un poco difíciles de explicar, aunque el independiente (sea de la nacionalidad que sea) ha ganado peso a los otros 3, pero sin rebasar el primer puesto al manga, ya que por alguna razón tras muchos años de lectura estoy mucho más acostumbrado a leer un volumen con muchas páginas a un tebeo europeo que en 48 páginas está todo mucho más condensado y “apretado”. Por lo que respecta a ZN, agradecer el hecho de tener este privilegiado espacio desde donde humildemente intento mostrar a los habituales visitantes de la página (inmersos en los mundos superheroicos de Marvel y DC) las bondades del manga y sus mejores obras ya sean clásicas o de nueva hornada, aportando noticias que sean de interés y cualquier texto que pueda en lo posible enriquecer la web.
Raúl MartínRaúl Martín (Mataró, 1976). Crecí en una época privilegiada donde los cómics corrían por todas partes (primos, vecinos, compañeros de clase…). Me pasé 8 años intercambiando lecturas con dos amigos más que enriquecieron mi cultura base comiquera y a los que nunca dejaré de estar agradecido (Factor X, la JLA de Giffen y DeMateis, Miracleman, The Maxx, todo esto por lo menos y sin haber de pagarlo). Luego llegó la mayoría de edad, los amigos nos separamos y para colmo de males cerró Zinco tan inesperadamente como había llegado la Marvelution. Y eso estuvo a punto de ser el final de mi vida como lector de cómics. Sin embargo, un día me topé con el nº 1 de The Sandman (Ed. Zinco) y ocurrió el flechazo hacia Vertigo. El amor con locura acabó por confirmarse tras leer el primer tomo de Predicador (Ed. Zinco también). Vertigo me salvó tanto como me cambió la vida. Y aquí estamos, después de un fanzine, un blog (después otro para sustituirlo), un programa de radio y varios artículos aquí y allá; intentando mantener viva la llama de la afición.
Alberto de Sosa Alberto de Sosa (Madrid, 1991). Presentándome como uno de los más jóvenes del equipo, empecé a colaborar en el proyecto Zona Negativa en octubre de 2011 gracias a una recomendación del propio Marc Bernabé. Actualmente cubro –o intento cubrir- todo lo que tiene que ver con el manga publicado en España, tratando tanto noticias como reseñas. Mis andanzas en el mundo del cómic nipón empezaron relativamente tarde, aproximadamente en septiembre de 2007. Sin embargo, rápidamente me desvinculé de lo que serían los gustos típicos de los aficionados al manga. Actualmente soy un apasionado del manga clásico y con cada lectura intento no sólo entretenerme, sino aprender un pedazo de la historia del cómic nipón en todas sus vertientes: autores trascendentes, obras padres de cada género, etc. Y, con más o menos éxito, estos conocimientos que adquiero son los que intento trasladar a mis textos.
Firmas invitadas Firmas invitadas. Más allá de nuestros colaboradores regulares, gran cantidad de autores, bloggers, escritores o periodistas se han animado –y siguen haciéndolo– a colaborar con nosotros. Desde el Tío Berni de Entrecomics o Sergio Morales (Tirafrutas) hasta José Antonio Serrano (Guía del cómic) o Marc Bernabé (MangaLand), pasando por Luis Durán o Xavier Sala y por los magníficos tutoriales que nos dedicaron Víctor Santos, Ariel Olivetti, Roberto de la Torre o Sergio Bleda. ¡¡Y qué decir del Capitán Meteoro de José Antonio Fideu y Vicente Cifuentes o de Mike Carey!! ¡¡O qué decir de Cels Piñol y su Fan Letal exclusivo!!

Antiguos miembros

   Alberto Morán

   Juanjo Palacios

   Pablo Gutierrez

   David Fernández

   Juan G. Jurado

   Víctor Aguilera

   Eduardo Paniagua

   José Torralba

   Josep R. Mier

   Juan Peña

   Iván Martínez

   Diego Matos

   Isabel López

   Marcos Martín

   Juan Sangros

   Enrique Rios

   Toni Boix

   Alberto Benavente

Izan Vazquez

   Ivan Rivas

   Enrique López

   Julio C. Iglesias

   Oriol Estrada

   Eneko Ruiz

   Paula Gonzalez

Alberto Morán Alberto Morán (San Sebastián, 1986). Comencé a colaborar con Zona Negativa hace años gracias a una coincidencia de intereses: Raúl necesitaba a alguien con una gran afición a los comics y muchas cosas que decir, y yo necesitaba un sitio en el que escribir todo aquello que me rondaba la cabeza. Reseñas, artículos y noticias de esta afición fascinante fueron mí pan de cada día durante meses. La web fue creciendo y cambiando gracias a la labor de todos sus miembros, pero las prioridades me llevaron a un periodo de inactividad del que salí en Mayo de 2008, reincorporándome con renovadas energías, algo más de cabeza, un título de Psicólogo bajo el brazo y –si cabe– más ilusión.
Toni Boix Toni Boix (Tortosa, 1971). Aparezco por vez primera en este mundo allá por 1971, en Tortosa, ciudad cruce de caminos y culturas. Acto seguido me declaro en huelga de hambre. Mi madre intenta sobornarme permitiendo que destroce cuantos tebeos de la escuela Bruguera me plazcan. Con el tiempo devengo glotón empedernido y adicto a la historieta. Mi adicción se concreta aún más tras leer Justice League of America 100 en edición Vertice. “Me llamo Toni Boix y soy un DC-Adicto”. A pesar de que mi niñez esté inundada de Sal Buscema y mi adolescencia de Spirit, Metropol, Cimoc y Zona 84. Porque Zinco me devuelve al redil. Zinco y Wolfman y Perez y Moore y Totleben y Gibbons y Miller y Bolland y García López. Después, el ansía. La escasez. La falta absoluta de alegrías. Mueren las revistas de cómics y Zinco vegeta. Mi ilusión se marcha a hacer las Américas. Suerte del Previews… y de los cómics que se malvenden. Le pido a Raúl López que me deje escribir una reseña en Zona Negativa promocionando Fallen Angel… y el resto es esta historia.
Alberto Benavente Alberto Benavente. No es casualidad que naciera en agosto del ’76. Ese era el mes en que se publicó el Uncanny X-Men 100. Vaya, que tenia prisa por salir. No podía esperar a ver a Fénix al mes siguiente. De ahí hasta ahora, de todo. Comiquero, cinefilo, lector, añadan ustedes el resto de aptitudes frikis necesarias…. Niño gordo de pequeño y apuesto galán a mis “veintiydiez”, se me presenta la oportunidad de expresar mis pensamientos marvelitas y demás en esta, vuestra Web desde noviembre de 2005. Esto es un no parar desde entonces, oigan. Aspiraciones personales: Cumplir con lo prometido en mi primer día en la tierra….useasé, pasármelo teta y convertir a todos los deceros del mundo al lado Marvel de la vida. Fénix mediante, of course.
Juanjo Palacios Juanjo Palacios (Reinosa, 1983). Supongo que los caprichosos avatares del destino quisieron que siguiera leyendo cómics de forma continuada, en vez de abandonarlos tras la niñez o adolescencia, como normalmente ocurre. Sin duda esto propició que cada vez fuese expandiendo mis gustos sobre el noveno arte, pasando de leer tan sólo Marvel a descubrir las series de DC, con su valiosa filial Vértigo, o productos europeos y japoneses que daban muestras de lo rico y variado que es el mercado del cómic. Pese a todo son los de Marvel y sus emblemáticos personajes por los que más aprecio aún tengo, y sobre los que más conocimiento poseo, lo que por otro lado no impide que siga disfrutando de la diversidad de un medio al que desde 2003 dedico mi propio tributo desde Zona Negativa, al tiempo que lo compagino con mi vida personal y los estudios de ingeniería técnica en la universidad. Entre mis autores predilectos se encuentran Grant Morrison, Alan Moore, Brian Vaughan, Alan Davis, John Byrne o Kurt Busiek, sin olvidar a Osamu Tezuka, Juanjo Guarnido o Naoki Urasawa. Si hay algo que los cómics necesitan en esta época dominada por el entretenimeinto digital, es una adecuada difusión que de a conocer al público las maravillas que se gestan entre viñetas, así que toda colaboración es poca para triunfar en ese empeño, en esa labor en curso tan satisfactoria para el que suscribe.
Pablo Gutierrez Pablo Gutierrez. Poblador del planeta desde 1.982. Cántabro de nacimiento, ideológicamente apátrida y ciudadano del mundo de sentimiento. Iniciado en el magisterio, informático profesional y escritor vocacional. Dibujante autodidacta carente de pretensiones. Zinenegativo desde Marzo de 2004. Estudioso del género femenino y de la realidad en general. Coleccionista compulsivo de cómics, dvds, miniaturas de plomo y especimenes de todo tipo. Seguidor acérrimo del cine, la música, la televisión, los videojuegos, el fútbol y la literatura. Creador de historias que algunos llaman simplemente mentiras. Cumplidor incondicional de un peculiar código del honor. Firme humanista. Teórico de la conspiración. Extremistamente apasionado y apasionadamente extremista. Antisistema por defecto. Pacífico por naturaleza. Verbalmente antibeligerante. Jugador ingenuo. Melómano errático. Soñador patológico. Informador ocasional, crítico habitual, humilde servidor y potencial amigo.
David Fernández Fernández David Fernández Fernández (A Coruña, 1980). Siendo un imberbe chavalín, entré en un pequeño kiosco dispuesto a hacerme con algún tebeo de Mortadelo y Filemón, Zipi y Zape, o 13 Rúe del Percebe, pero accionado por la firme y decidida mano del Destino, me topé con un ejemplar de la etapa de Factor-X obra de Louise y Walter Simonson, más en concreto el nº 9 de la colección. Asistir a la “crucifixión” del Ángel en los túneles Morlocks a manos de los Merodeadores debió de accionar un resorte oculto en mi joven e impresionable mente, pues a partir de entonces comenzó una idílica relación entre el que escribe estas líneas, y el mundo del cómic (especialmente el cómic americano en general, y las colecciones Marvel en particular). Movido por esta pasión, el 21 de marzo de 2005 decidí crear mi propia bitácora: Aquí huele a Azufre… , y lo cierto es que a Raúl López, nuestro sufrido webmaster, debió de gustarle mi trabajo, pues a finales del mes de junio de 2005 me ofreció pasar a formar parte de Zona Negativa. Desde entonces, colaboro semanalmente con artículos centrados en los cómics que, por un motivo u otro, más han llamado la atención, disfrutando del buen ambiente imperante en el Equipo ZN. Y que así sea durante muchos años.
Juan Gómez-Jurado Juan Gómez-Jurado es periodista. Ha pasado por las redacciones de Radio España, Canal+, ABC, Cadena COPE y 40 Principales. Ha ganado diversos premios literarios por sus relatos. Tras el éxito internacional de su primera novela, Espía de Dios (que será publicada en 35 países a día de hoy) ha visto cumplido el sueño de su vida, dedicarse de lleno a contar historias.
Victor Aguilera Victor Aguilera. Cuando nací llegué tarde al reparto de aficiones y ya se habían quedado con todas las que eran provechosas para el futuro. Asi que me quedé con la de leer comics. Mi trabajo me deja horas de luz suficientes para dedicarle a mis grandes pasiones: cómics, literatura, cine, figuras de acción, e incordiar a mi familia durante los paseos por la casa cuando salgo de la Vic Cueva (no en ese orden). A los 14 empecé a gastar el dinero del bocadillo en tebeos de superhéroes y llegué al final del Siglo XX hastiado de tipos con mallas. Por aquel entonces Neil Gaiman y Sueño me hicieron recuperar la fe. Conocí también a La Cosa del Pantano, que venía de la mano de un tipo barbudo que sacaba conejos de chisteras Lo demás, es historia… A principios del mes de marzo Raúl me pilló haciendo de polizón en este viaje hacia la Zona Negativa, y me vi obligado a ganarme el viaje. Sobra decir que es una tarea fácil, cuando te rodea gente tan estupenda. Para mí, colaborar en Zona Negativa es un intento de compartir con mis amigos (que sois vosotros, os pongáis como os pongáis) todo lo que me encanta de este mundillo nuestro. ¿O es que vosotros seríais tan desalmados como para dejar que alguien a quien apreciáis no leyera Sandman?…
Eduardo Paniagua Nuín Eduardo Paniagua Nuín (Pamplona, 1976). Ha devorado cómics de sujetos en mallas desde que era un infante. Llegando incluso a intentar dibujarlos. Ha dejado rastro de su arte en infinidad de revistillas, fanzines y webs hasta que en verano de 2005 inició una andadura particular con la serie de tiras sarcástico-paródicas “Con Capas y a Lo Loco” para la reputada web The Dreamers. Tiempo después fue convocado por el Boss Raúl al cónclave de Zona Negativa con la intención de ponerle al frente de una nueva sección de humor gráfico que diera una visión distinta de los supertipos en general, así como de otros personajes comiqueros en particular. De entre sus frases más conocidas en los corrillos de ZN caben destacar las de; “Ya se me ocurrirá algo para mañana” unida a la inevitable y recurrente; “No es un plagio, sino un guiño cómplice”. Tutatis nos asista.
Josep R. Mier Josep R. Mier (Barcelona, 1974). ¡Gracias Sr. Burton! A ver si nos entendemos: leer comics, ya leía desde bien pequeñito. Cuando alguna edición Vértice caía en mis manos, la devoraba sin piedad. Con el tiempo (amigos, estudios, chicas…lo normal vamos) el tema fue en declive, pero gracias a la peli de Batman, volvió a mí el gusanillo de los cómics. Recuerdo perfectamente cómo en una excursión escolar, compré un especial de Batman publicado por Zinco a raíz de la película, y a partir de ahí fue un no parar. Lo que renació como afición, se convirtió en obsesión, para pasar de nuevo a afición. Pero esta vez, afición de la buena. Y hasta el presente. Si a eso juntamos la vocación que tengo natural hacia el cine y la musica, soy Aficion-Man. Lo difícil es encontrar gente para charlar sobre lo que te gusta, y al mismo nivel de interés. O eso creía yo. Un buen día, aparecí en el Salón del Comic de Barcelona y el destino quiso que conociese a esta panda de frikis, y me di cuenta de que yo era un friki como ellos. Tenía muchísimas ganas de aportar mi punto de vista sobre el mundillo. Y lo demás, como se suele decir, ya es historia. Pero todo renació con una peli, así que ¡Gracias, Sr. Burton!
Diego Matos AgudoDiego Matos Agudo. Nací en Salamanca en 1985, en la temporada de verano, más concretamente el 28 de junio. Desde que tengo uso de razón me recuerdo viendo series de televisión (antes de dibujos, ahora cualquiera, aunque prefiero las americanas), películas (sobre todo las Serie B) y leyendo (siempre he sido un ávido lector, tanto de libros, como de cómic). Joven y salmantino, me podría definir como un moderno juglar, pues disfruto contando historias en forma de relatos cortos. Mi temática preferida son las historias de aventuras y de terror. Y afirmo sin duda que “escribir es como pintar con palabras”. Periodista por vocación y especialista en cultura por devoción, terminé la carrera y me licencié por la Universidad Pontificia de Salamanca en el año 2008. Mantengo una idea romántica sobre el periodismo, quizá imbuida por mis tempranas lecturas de tebeos de Superman y Spiderman (ambos dedicados al oficio, uno era redactor, el otro, fotógrafo). En este año 2009 se he embarcado en una nueva aventura universitaria, comenzando con el primer curso del programa de Doctorado en Comunicación de la UPSA. Mi tesis doctoral versará sobre el análisis del discurso político en la obra de Maquiavelo, personaje que me llama la atención especialmente. Tras colaborar durante un par de años en el periódico local La Gaceta de Salamanca, en varias secciones, y escribir artículos aquí y allá en diversos boletines y páginas web, ahora participo semanalmente en el programa local de Onda Cero llamado “Gente de Salamanca”, en calidad de crítico cinematográfico.
Juan Ramón PeñaJuan Ramón Peña (Vizcaya, 1977). Periodista y Social Media Strategist. Nacido en Getxo y licenciado en Comunicación Audiovisual por la Universidad del País Vasco. Fui corresponsal en México de la Agencia Efe durante seis años, colaborador para El Mundo América y redactor en CNN . También fui becario de periodismo económico del ICEX, lo que me llevó hasta la India. Viví un par de años en Dublín. Ahora me dedico al mundo de la comunicación corporativa y el Social Media en Bilbao, y preparo alguna publicación. En Zona Negativa me ocupo de la edición del área de Cine y de las redes sociales. Mi primera colaboración fue la crítica –por llamarla de alguna manera-de Iron Man, en mayo de 2008. De los artículos que he escrito, mis favoritos son un repaso a la Marvel de Quesada, y las críticas de The Dark Knight Rises y Prometheus.El primer cómic de superhéroes que compré fue un Spiderman de Bruguera con el origen del Tigre Blanco, a los 8 años (antes ya había probado Pumbys, ZipiZapes y demás); tardé bastante en elegirlo y el de la tienda le echó la bronca a mi abuela. Desde entonces he ido acumulando más de 5.000 tebeos, con una especial predilección por los héroes en pijama. Entre mis favoritos están Planetary, Astro City, Batman, los Vengadores (Stern, Busiek), la JLA de Mark Waid, Conan (Roy Thomas, Tim Truman), Lapinot y casi todo lo de Guy Delisle. Procuro mantener una dieta de viñetas variada. En cine, mi top lo conforman Heat, Trainspotting, El Padrino, Gladiator y Lost in Translation (más The Avengers y The Dark Knight, claro); me encantan las bandas sonoras de Zimmer, Shore y Williams; en la tele, The Sopranos, The Wire, The Shield, Fringe, Boardwalk Empire y The Big Bang Theory. Lector ávido de fantasía, Lovecraft, Auster y buen periodismo, entre otras cosas. Rolero veterano. Un largo historial de éxito en los videojuegos, de la NES a la PS3. Estoy empezando a cuidarme más, que los años no perdonan…
Juan Sangrós Juan Sangrós (Zaragoza, 1988). Niño noventero por definición, soy el producto de ser bombardeado durante horas con el Spiderman del Club Megatrix, Seinfeld y el Batman de Bruce Timm. Criado en una época en la que el cómic de kiosco tan sólo era un recuerdo, bendito sea el día en el que pululando por la biblioteca municipal me topé con un tomo de Daredevil de unos tales Miller y Mazzucchelli, dibujado tan viejuno que me daba risa. Ay, maldita ignorancia pre-adolescente… Devoto del cómic de pijameros hasta la médula -militante marvelita de profesión-, pero a quien le rezo por las noches es a un tal Neil Gaiman, el único capaz de publicar un libro con las hojas en blanco a treinta euros y yo comprar dos, por si pierdo uno. Aunque intente ganarme la vida en laboratorios llenos de cables y osciloscopios, lo mío son las letras puras y duras, y así me va, pasando más rato con Goethe y Straczynski que con Maxwell y Newton. Ah, y soy un obsesionado de la teoría del cómic en sí y sus entresijos como medio narrativo. Un día vi que ZN buscaba gente y me enrolé en el barco, el escudo perfecto para cuando mis amigos me llaman gafapasta. “¡Eh, tíos, de gafapasta nada, que he escrito de Los Vengadores!” Excelsior!

Enrique Rios Enrique Rios lleva escribiendo artículos para Planeta DeAgostini y ECC desde mediados del 2006. Ha puesto sus conocimientos a disposición de series tan dispares como JLA, UDC: Lobo, Jóvenes Titanes, Tarzán, 52, Star Wars: Las guerras clon, American Vampire, One Piece, etc. Sus trabajos se cuentan en centenares y actualmente ha decidido colaborar con Zona Negativa para poder hablar largo y tendido sobre el cómic independiente…

Izan Vázquez Izan Vázquez (Galicia, 1995). Estudiante de artes, gallego de nacimiento, inglés en el día a día y yogui para todo lo que importa. Más que adentrarme en el mundo del cómic, éste se abrió paso hasta llegar a mí de la mano de mi padre, que me leía las desventuras de Peter Parker antes incluso de que yo pudiera hacerlo por mi cuenta. Así que no había mucha alternativa. Crecí profundizando en el universo Marvel y DC a partes iguales, sin llegar a decantarme nunca por ninguno, adorando a sus personajes a partes iguales. La única excepción es Batman, que siempre fue, es y será, el number one en mi panteón personal de superhéroes, guardando especial cariño a la versión de Jeph Loeb y Tim Sale. De cualquier modo, con cada lectura que realizo, mi único objetivo ha sido siempre disfrutar y entretenerme, apreciando todo lo que me aporta la labor de los autores y olvidándome de perder el tiempo criticando. Interesado desde siempre en la escritura, durante varios años llegué a mantener un blog donde hablar de aquello que me gustaba, pero la falta de tiempo me obligó a dejarlo atrás. Al menos hasta que apareció la posibilidad de colaborar en Zona Negativa, donde he encontrado un lugar donde continuar explotando mi pasión por los cómics y el cine.
Ivan Rivas Ivan Rivas (Madrid, 1978). Sin saber cómo ni por qué, cuándo yo contaba sólo con 4 años llegó a mi casa un cómic para mi terrorífico. Esos malvados soldados que aprisionaban al señor con la capa roja en el “Superboy y la Legión de los Superhéroes: La masacre del siglo” (Paul Levitz y Mike Grell) me estuvieron dando pánico durante un tiempo, aunque yo no dejaba de asomarme de vez en cuando a esas páginas llenas de colores y de gente volando. Años más tarde, cuando ya sabía lo que era un tebeo, otra portada llamó poderosamente mi atención: Spiderman volando con el martillo de Thor. Esa historia, más de la Daredevil que se incluía en el mismo cómic, las leí y releí decenas de veces en lo que claramente fue mi enamoramiento del medio. Luego vendrían la Patrulla-X, Superlópez, y muchos otros tebeos que me tenían fascinado. Pero entonces, con 11 años, se estrenó el Batman de Tim Burton. Aquel personaje me llegó de tal manera que empecé a comprar compulsivamente todo lo que caía en mis manos del cruzado enmascarado. Desde entonces hasta ahora no he dejado de comprar sus series. Gracias al nacimiento de internet, durante muchos años fuí miembro activo es es.rec.comics, un grupo de noticias en el que por fin podía hablar de cómics con gente que quería hablar de cómics. Allí conocí a mucha y muy variada gente que aún hoy todavía se cuentan entre mis mejores amigos. En el grupo mataba también un hobby que siempre me gustó: escribir. Algo que ahora me permiten hacer en Zona Negativa, una web de la que siempre fui lector (hasta cuando tenía aquel fondo de la Viuda Negra). Y yo encantado, claro.
Enrique López Enrique López. En esto del cómic empecé gracias a mi hermano mayor y su colección de Asterix, Mortadelos y Super López. Algún tomo Marvel de Forum había por ahí que con el tiempo fui agrandando tiempo y pagas mediante. Más aumentaba mi interés por el noveno arte cuanto más me enganchaba al séptimo. Licenciado en Comunicación audiovisual, he tocado un poco todos los palo de lo audiovisual hasta quedarme como montador. No puedo dejar de ver un cómic como un perfecto trabajo de montaje y ritmo. Series de animación de principios-mediados de los noventa como X-Men, Batman o Spider-Man me metieron de lleno en la mitología superheroica y apasionarme por sus particulares Dioses y héroes. El gran proyecto de Zona Negativa me ha permitido echarle una mano en lo que buenamente pueda, y poco más se puede decir de un sitio donde te permiten unir tus dos grandes aficiones en la vida.
Oriol EstradaOriol Estrada. De Mataró de toda la vida, nacido al mismo tiempo que la década de los ochenta. Mi primer recuerdo comiquero es tener un Superman de Byrne en las manos (sin saber leerlo aún), después vino Bruguera, Marvel, y finalmente un chaval con cola de mono que me cambió la vida; le dediqué un documental llamado Songokumanía. Algunos me consideran un experto en manga y cultura japonesa, y puede que tengan parte de razón, pero como lector de cómics no me cierro a nada (sigo siendo un Marvel Zombie). Hablo de Todo Lo Que Mola en mi blog, en la radio (The Hellfire Club y Més enllà de la vinyeta), y desde 2013 en Zona Negativa, además, incluso me atrevo a publicar un webcómic, el Profesor Hurías.
Eneko Ruiz JiménezEneko Ruiz Jiménez (Bilbao, 1989). Periodista vocacional y de profesión (siempre que me dejan), crecí rodeado de cómics de Astérix, Mafalda, Mortadelo y Disney, aunque mi verdadera pasión no se despertó hasta que, empujado por el estreno de X-Men, mi tío me compró el primer número del coleccionable de la Patrulla X. A la segunda generación de mutantes de Claremont pronto se unió en mi emergente biblioteca la BM: Vengadores, y el resto es historia. Desde entonces, mi vida la compartí con Gaiman, Busiek, Stern, Lee, Moore o Miller, así como con Chaplin, Hitchcock, Tarantino, Wilder, Allen y Scorsese. También aficionado casi obsesivo al cine (sea de la época que sea y venga de donde venga), los late nights estadounidenses y las series, mi historia con Zona Negativa se forjó cuando en 2013, después de seis meses viviendo en Viena, decidí unirme a este proyecto como redactor Marvel.

Paula GonzálezPaula González (Écija, 1993). Casualidad y ganas de escribir. Casualidad por haberme encontrado en la E.S.O con dos profesores de Lengua Castellana y Literatura tan entregado a su profesión. Ganas de escribir que empezaron a una temprana edad y de forma esporádica. Ocurrió que bajo su tutela, mientras uno me corregía los fallos gramaticales y me ayudaba con la redacción, otro me enseñaba a guionistas de peso como Alan Moore con V de Vendetta o Terry Moore. Sin saberlo, me abrieron las puertas al mundo de la imagen y a su lenguaje y terminé estudiando Comunicación Audiovisual en Sevilla cursando asignaturas dedicadas al cómic. Mucho antes de eso, en las horas muertas leía Zona Negativa y vi lo mucho que me quedaba aún por aprender y leer. Nunca me hubiese imaginado que sería en 2014 cuando comenzaría a formar parte de su grupo de redactores y conociendo a gente que está dispuesta a ayudarme a seguir los pasos que empecé a hacer ya mucho.