Mundo Independiente: Black Hammer #1

Reseñamos Black Hammer, una obra acerca de un grupo de viejos superheroes desaparecido, a cargo de Jeff Lemire y Dean Ormston

Por
2
1305
 
Black Hammer #1-portada

Edición original: Black Hammer #1 USA, Dark Horse Comics.
Guión: Jeff Lemire.
Dibujo: Dean Ormston.
Color: Dave Stewart.
Formato: Grapa USA, 32 páginas.
Precio: 3,99 $.

 

Black Hammer es una carta de amor de Jeff Lemire al cómic de superhéroes clásico. Si seguimos con esa metáfora, además es una carta de amor de esas que se pierden en el maremágnum de correos y que llega a su destinatario con retraso. Pero quizás esa tardanza hace que la recepción de la misiva resulte incluso más mágica, y que cuando abrimos el sobre nos arranque una sonrisa al intoxicarnos con algo que ya no es una sorpresa pero nos resulta definitivamente especial. Y es que Black Hammer lleva fraguándose desde aproximadamente 2008, antes de que Lemire empezase a trabajar para Marvel, Valiant o DC, cuando su nombre estaba asociado al cómic más alternativo y no al género pijamero. Precisamente fue su entrada en el mainstream y el repentino volumen de trabajo asociado a esa circunstancia lo que impidió que Black Hammer se materializase antes. Cuando el año pasado Lemire anunció que por fin había podido organizarse para lanzar la obra a través de Dark Horse, delegando el apartado gráfico en las competentes manos de Dean Ormston, la tragedia se cebó con éste. Ormston sufrió un derrame cerebral y lógicamente el proyecto se retrasó de nuevo. Afortunadamente la condición médica del artista fue progresando favorablemente y por fin el primer número de la obra ha caído en nuestras manos. Algo a celebrar, en primera instancia por supuesto porque resulta indicativo de la recuperación de Ormston, y segundo por los buenos resultados que nos ofrece Black Hammer. Sí, adelanto que la espera ha merecido la pena.

Hace exactamente diez años un grupo de superhéroes se enfrentó al gigantesco Anti-Dios en las calles de Spiral City. Consiguieron vencerle y salvar su ciudad, pero la cósmica confrontación les hizo desaparecer y que el mundo les diese por muertos. Pero la realidad es que por algún motivo que todavía no ha sido revelado, fueron transportados a una granja próxima a una población rural donde han permanecido viviendo en secreto desde entonces. Atrapados allí por una misteriosa razón durante esta década, han tenido que aprender a convivir como si de una familia se tratase. Pero en Spiral City, la hija de uno de ellos no se da por vencida, está segura de que siguen vivos y hará todo lo posible por encontrarlos. Lo cual no deja de tener cierta dosis de ironía considerando que su padre Black Hammer, al que en este aniversario sus compañeros superhéroes de incognito se preparan a honrar en privado, fue el único de ellos que realmente pereció.

Black Hammer #1-814Black Hammer #1-2Black Hammer #1-3Black Hammer #1-4Black Hammer #1-5Black Hammer #1-6Black Hammer #1-7Black Hammer #1-9Black Hammer #1-10Black Hammer #1-11Black Hammer #1-12

Cabía esperar tratándose de Lemire que el énfasis de la serie no estuviese en las escenas de acción entre seres superpoderosos, sino más bien en las relaciones humanas entre ellos. Y efectivamente, nos encontramos con unos personajes notablemente definidos que interactúan como si de una familia se tratase. Para lo bueno y para lo malo, que no estamos tampoco ante una visión edulcorada de la vida con los parientes en el medio rural norteamericano a lo Norman Rockwell. Por ejemplo Abraham Slam y Golden Gail chocan como un padre firme aunque bien intencionado y una hija rebelde y llena de amargura existencial. Pero también tenemos la cálida charla en el tejado entre ésta y Barbalien. Igualmente gratas son las escenas de interrelación entre los protagonistas y la gente de a pie del pueblo cercano cuando van a visitarlo y que ponen de relieve algunas luces y sombras de esa supuestamente apacible comunidad.

Lemire ha tenido el acierto de utilizar un recurso (del que a veces se abusa en otras obras, quitándole fuerza) para hacernos sentir cercanos a sus personajes: éstos son copias poco disimuladas de otros superhéroes mas o menos reconocibles. En concreto de personajes de diversas eras de DC Comics, como subraya el hecho de que hayamos visto en la promoción de la serie fichas de los protagonistas de Black Hammer en el estilo de la serie de los años ochenta Who’s who in the DC Universe. Y así, Abraham Slam es un justiciero pulp genérico, Golden Gail viene a ser una Mary Marvel de los años 40, y Barbalien es un mezcla entre J’onn J’onzz y los marcianos Thark de las novelas de John Carter. El Coronel Wierd y su robótico sidekick Talky Walky nos evocan a los héroes de ciencia ficción de los cincuenta, muy en la línea de Adam Strange, y Madame Dragonfly viene a ser Madame Xanadu, representando por tanto al cómic de terror de los setenta e incluso al Vertigo de los ochenta y noventa. Un acierto que nos da de entrada mucha información sobre héroes recién presentados y que sin duda nos dará sorpresas según vayamos descubriendo en qué difieren con las ideas preconcebidas que nos habremos hecho sobre ellos.

En lo gráfico, Ormston está genial, y entre sus feistas figuras y el coloreado de Dave Stewart, el resultado final inevitablemente nos da la muy grata sensación de estar ante un título parte del Mignolaverso como AIDP. Cosa de la que no me oirán quejarme.

Black Hammer ha arrancado muy bien. Sus personajes llenos de sabor y el interesante enigma que se plantea se han ganado el derecho a que sigamos mes a mes cada entrega de la obra.

  Edición original: Black Hammer #1 USA, Dark Horse Comics. Guión: Jeff Lemire. Dibujo: Dean Ormston. Color: Dave Stewart. Formato: Grapa USA, 32 páginas. Precio: 3,99 $.   Black Hammer es una carta de amor de Jeff Lemire al cómic de superhéroes clásico. Si seguimos con esa metáfora, además es…
Guión - 7
Dibujo - 7
Interés - 8

7.3

Vosotros puntuáis: 7.4 ( 1 votos)
Compartir
Artículo anteriorOctubre 2016 en Dc Comics USA
Artículo siguientePesadillas de Katsuhiro Otomo
Lector añejo, se ganaba la vida cuando le dejaban (es decir, solo en verano) dedicándose a la extinción de incendios forestales. Como no nació solo para ser un hombre de acción, alterna la motosierra y la manguera con el teclado, escribiendo sobre su auténtica pasión: el cómic, principalmente el norteamericano, aunque no desdeña algún manga, historieta argentina, ni álbum europeo. Para su otra afición, el rock, principalmente el gótico de los ochenta y noventa, ya encontrará otra forma de canalización.

Leave a Reply

2 Comentarios en "Mundo Independiente: Black Hammer #1"

Notifícame
avatar
Ordenar por:   Recientes | Antiguos
chinchi
Lector

Pinta brutal, pena la basura que está haciendo Lemire en Xmen con lo buen guionista que es

Marcos Martín
Lector

Genial reseña Sergio. Llevaba meses esperando esta serie y opino como tú, no ha defraudado. La referencia de los personajes hacia otros de DC es evidente (hasta se aprecia en esa portada alternativa que has colocado) y muy bien traida.
En Golden Gail quise ver algo más, y es que esa mujer atrapada en cuerpo de niña me hizo recordar a Spiderman, sus cambios, y los empeños de Marvel de no hacerlo madurar.
Por otro lado el Coronel Weird es el único del grupo que sigue haciendo su trabajo. Mientras todos están atrapados en la granja, él sigue luchando en esa especie de Zona Negativa y que está afectando tanto al superhéroe. A ver que otras sorpresas nos depara.

wpDiscuz