Las historias jamás contadas de los Cuatro Fantásticos: La Cosa y Lobezno

Por
0
1416
FavoriteLoadingAñadir a favoritos
 


Edición original: Marvel Comics – julio – septiembre 2000
Edición España: Comics Forum – mayo 2001
Guión: Larry Hama
Dibujo: Kaare Andrews
Entintado: Walden Wong
Color: Kevin Somers
Portada: Kaare Andrews
Precio: 695 pesetas / 4,18 euros

 

Uno de los trucos más socorridos a la hora de explotar la popularidad de tal o cual personaje, es el de relacionarle con otro de popularidad similar. Si a la receta se le añade algún encuentro desconocido del pasado de ambos, el resultado puede ser un platillo de comida rápida cuya sabrosura dependerá siempre de la pericia con la que se hayan cocinado los ingredientes. Los relatos que implican otra vuelta de tuerca a la continuidad constituyen, a su vez, otra forma de aprovechar el tirón de una franquicia de éxito, pero en honor a la verdad, no es muy habitual que den un fruto que quede en la memoria de la afición. A veces, aparecen notables excepciones, como el trabajo que Kurt Busiek y Pat Oliffe hicieron en Las historias jamás contadas de Spider-Man, de modo que no es extraño que, tras una publicación tardía de las mismas, Forum aprovechara su tirón aprovechando el título de la misma para publicar, en forma de número único, una mini-serie que reunía a la Cosa y a Lobezno o, mejor dicho, a Benjamin J. Grimm y a Logan, antes de que se enrolaran en el apasionante mundo de los pijamas. La colección original formaba parte de una pequeña antología que llevaba el título genérico de Before the Fantastic Four. Dicho lo anterior, solo queda concluir, en principio, que el título español de este tebeo era engañoso por partida doble.

Before the Fantastic Four fue la cabecera genérica en la que vieron la luz tres miniseries compuestas a su vez por tres números. Curioso es que no fueran cuatro, pero así como Reed Richards y Ben Grimm tuvieron cabecera propia, los Storm –Susan y Jonathan- compartieron la suya como buenos hermanos que son. Su publicación –durante el cambio de milenio- coincidía con el cuadragésimo aniversario de la primera aparición del cuarteto y venía a recorrer un sendero por el que ya habían discurrido autores como John Byrne o Chris Claremont. La primera entrega tomaría al más popular de los cuatro, la Cosa y le juntaría con el ubicuo y siempre popular Lobezno, aprovechando el hecho de que ambos tenían un pasado relacionado con la ejecución de operaciones secretas. El piloto Ben Grimm y el agente Logan se embarcarían en una misión al otro lado del telón de acero. En la aventura estarán de por medio algunos de los personajes habituales en este tipo de fregados, que en el caso de Marvel son Nick Furia y Carol Danvers, con un Tony Stark pre-Hombre de Hierro como asesor. En el bando soviético –que en aquellos días todavía había guerra fría- tendremos a Natasha Romanov, en sus días de agente del KGB y esposa del futuro Guardián Rojo.

Cuando se asume la tarea de contar una historia de misiones en territorio hostil, hay diversas opciones, que van desde la despiadada guerra secreta hasta el duelo tecnológico-carismático entre el agente tipo «James Bond» y el oponente de turno. Si tenemos en cuenta quiénes son los protagonistas principales, resulta lógico que el tono empleado fuera el de la acción. Si, además, tomamos en consideración el hecho de que el dibujante era Kaare Andrews, es coherente que aquella tuviera un tono desenfadado. Del guion se encargó Larry Hama, un autor que había firmado una larga e interesante etapa como narrador de las aventuras de Lobezno en su serie regular, pero cuya creatividad no pasaba en aquellos días por su mejor momento. Ambos desarrollaron una labor que dio como resultado un cómic de los de leer y el olvidar. La historia está contada con oficio y presenta los típicos tópicos de este tipo de relatos: misión suicida, interacción entre colegas que al principio chocan, planes que se tuercen y secretos dentro de secretos. El dibujo de Andrews aporta un tono ligero que, quizá, no es el más adecuado para una historia de estas características, pero no nos engañemos: siendo una historia ambientada en el pasado de sus protagonistas, no se pretende apostar por la intriga ni el suspense, sino por el entretenimiento sin pretensiones. La historia queda abierta para posibles misiones futuras del dúo Grimm / Logan, pero la idea no tuvo continuidad.

El resultado final es una aventura sin trascendencia en la que se demuestra buen conocimiento de la trayectoria de los personajes implicados, en el que sus autores –ambos con merecida fama en el medio- trabajan con el automático puesto y hacen una labor que no pasará a los anales de sus respectivas carreras.

Antes de que fueran súper-seres
Carol, Ben y Logan

  Edición original: Marvel Comics – julio – septiembre 2000 Edición España: Comics Forum – mayo 2001 Guión: Larry Hama Dibujo: Kaare Andrews Entintado: Walden Wong Color: Kevin Somers Portada: Kaare Andrews Precio: 695 pesetas / 4,18 euros   Uno de los trucos más socorridos a la hora de explotar…
Guión - 6
Dibujo - 6.9
Interés - 5

6

Vosotros puntuáis: 2.32 ( 4 votos)

Leave a Reply

Sé el primero en comentar

Notifícame
wpDiscuz