Heroes Comic Con: Entrevista a Phil Jimenez

El guionista y dibujante Phil Jimenez nos responde a unas cuantas preguntas durante su paso por Madrid en la reciente Heroes Comic Con.

Por
0
477
FavoriteLoadingAñadir a favoritos

Aprovechando el paso de Phil Jimenez por la Heroes Comic Con celebrada en Madrid el pasado fin de semana, tuvimos la ocasión de entrevistarnos con él y que nos respondiese a un puñado de preguntas a pesar de su apretada agenda. Podéis disfrutar de un repaso a su carrera a cargo de Miguel Angel Crespo aquí. Queremos agradecer a la organización y a la gente de ECC facilitarnos la oportunidad de charlar con este autor, y sobre todo al propio Phil, que derrochó simpatía y entusiasmo por responder con interés a las cuestiones que a continuación os ofrecemos. Me gustaría enfatizar esto, ya que una vez transcrita, traducida y leída la entrevista, me da la impresión de que al perderse el tono, no plasma hasta qué punto se esforzó para hacernos sentir cómodos y no transmitir la impresión de que se trataba de un compromiso, o que respondía a las cuestiones planteadas en piloto automático.

Zona Negativa: Hemos podido disfrutar hasta hace poco de tu trabajo para DC Comics en Superwoman, de la que eras guionista y dibujante. Pero de repente, a partir del número ocho ya no continuaste en la serie ¿Qué sucedió?

PJ: Pues pasaron dos cosas: Una, me distraje mucho tras la elección de Donald Trump como presidente y honestamente, empecé a fallar en mis fechas de entrega. Pero, segunda y más importante, con Superman Reborn, al revisar la historia de Superman, DC también estaba revisando la historia de Superwoman. Así que no sabían cómo, y yo no sabía cómo proceder, pero yo sabía que la mayoría de los primeros episodios que yo había escrito, técnicamente nunca sucedieron: Lois Lane nunca fue Superwoman, Lana Lang no consiguió sus poderes del modo que vimos. Y simplemente, tras tan solo ocho episodios, yo no quería tener que volver a contar la historia otra vez. No quería contar un nuevo origen. Así que pensé que mejor dejárselo a otro para que empezase de cero… porque yo ya había contado el origen. No quería contar uno nuevo en menos de un año, especialmente porque no habían decidido cómo resolverlo. Así que incluso en mi último episodio (y esto no es para desacreditar a nadie), yo seguía preguntando: “¿Puedo escribir esto? ¿Y esto otro?”… y no lo sabían. Y por eso en ese último episodio los recuerdos de Lana no son muy claros, porque todavía no sabían exactamente qué se podía y qué no se podía hacer, todavía no lo habían decidido. Así que sentí que debía dejarles dar un nuevo comienzo desde cero.

ZN: Los aficionados te consideramos mayormente un autor de superhéroes, con ese estilo heredero en gran medida del de George Perez, tan adecuado para cómics con grupos y eventos multitudinarios. Sin embargo Otherworld, tu trabajo de creación propia, fue para Vertigo y se alejaba de ese género, además de haber colaborado para ese sello con parte de Los Invisibles de Grant Morrison. ¿Te consideras tú también a ti mismo un artista eminentemente de superhéroes o preferirías —a nivel de realización profesional— que tu nombre se ligase a otros géneros?

PJ: Creo que me parece bien cómo me pueda ver la gente. Adoro a los superhéroes, así que me parece perfecto si se me percibe como un autor de superhéroes. Una de las razones por las que trabajé para Vertigo fue para que la gente viese que un artista comercial puede hacer ese tipo de trabajo al margen de ese género. No tengo una gran visión de lo que mi nombre debe sugerir (“este es ese tipo de dibujante”), pero me parece genial si se me considera así.

ZN: ¿Has pensado en crear tus propios superhéroes para alguna independiente? ¿O prefieres trabajar con los ya establecidos e icónicos —los juguetes de otro, dicen algunos— cuando se trata de ese tipo de personajes?

PJ: Bueno, ya te digo que me encantan los superhéroes y que tener la oportunidad de poder trabajar con esos personajes es un sueño hecho realidad. Antes mencionabas cómo mi estilo es reminiscente del de George Perez, cosa que no solo no voy a negar -sería ridículo- sino que de la que además estoy orgulloso. No porque simplemente quisiese “copiarle”, sino porque lo veo como una idea de legado, algo en lo que estoy muy interesado, el hecho de continuar una tradición, una manera de hacer las cosas creando sobre lo que otros han hecho antes. Dicho esto, sobre crear mis propios superhéroes, sí que tengo algo entre manos desde hace tiempo. Se trata de una serie televisiva en la que llevo trabajando como tres años, y que parece que pronto se pondrá en marcha. La televisión es un medio complejo, en el que los proyectos pueden naufragar en el último momento a pesar de todo el desarrollo y trabajo previo anteriores que puedan llevar, así que por eso tampoco quiero darle demasiado bombo no sea que al final no salga. Pero cruzo los dedos, porque estoy muy emocionado con ello.

ZN: Eso adelanta la que iba a ser mi siguiente pregunta: “¿Cuáles son tus próximos proyectos?

PJ: [Risas] Sí, en eso es en lo que estoy volcando ahora mis energías, aparte del tema de la enseñanza.

ZN: Has realizado hace poco un poster para Crisis en Tierra X, el crossover entre series televisivas superheroicas de NBC (Arrow, Supergirl, Legends of tomorrow) ¿Cómo te llegó el encargo? No es frecuente ver trabajos de ese tipo…

PJ: Todo lo que sé es que mi amigo Marc Guggenheim, con el que trabajé en Spiderman hará unos diez años, tenía la intención de darme trabajo en alguna otra división de Warner Brothers aparte de DC. Así que supongo que mi nombre estaba en su cabeza para hacer este poster y me escribió un email. Y dije: “Vale” [Risas]. En realidad fue muy simple.

ZN: En entrevistas promocionales para Superwoman, hará como un año y medio, comentaste que querías establecer un elenco de personajes diverso e inclusivo en términos de género, orientación sexual, etnicidad… Esa parecía también la dirección predominante de la industria hasta hace muy poco. ¿Crees que esa tendencia ha cambiado en las majors y que en este momento se percibe abundar en la diversidad como algo negativo a nivel ventas, como algún directivo llegó a sugerir? ¿Qué crees que ha sucedido?

PJ: No creo que fomentar la diversidad en los cómics tenga necesariamente relación directa con un efecto negativo sobre las ventas. El problema en realidad tiene que ver con una cuestión de fondo de la industria, la del sistema de distribución. En Estados Unidos las grapas mensuales ya no se venden en kioscos desde hace muchos años, tan solo en librerías especializadas. No sé cómo será en España.

ZN: Sí, aquí funciona igual, aunque no desde hace tanto tiempo.

PJ: Vale, pues entonces quizás el asunto pueda ser parecido: para comprar un cómic hay que ir hasta una librería especializada, y eso en muchos casos implica un trayecto de varias horas en coche. Además está el tema del precio. Como resultado, estás ofreciendo un producto que solo un sector de la población puede adquirir, el de aquellos con una edad ya para tener coche y dinero para costearse una afición que no es barata. Y si a eso le sumas la tradición, acaba derivando en que el comprador acaba siendo casi exclusivamente varón, blanco, y con de más de treinta años. Es muy complicado hacer relevo generacional o abrirse a otros sectores cuando éstos ni siquiera saben cómo o donde comprar cómics, o hacerlo no es cómodo, sino que casi es disuasorio. Sin embargo, está comprobado que por ejemplo títulos como Ms Marvel son un auténtico éxito entre el sector femenino mediante compra digital. Ante un medio de adquisición accesible para públicos diversos, que no implique ir hasta una tienda especializada y entrar en ella (en Estados Unidos los tópicos sobre ellas y sobre la gente que allí te puedes encontrar siguen muy enraizados), éstos responden. Así que no, no creo que el tener personajes diversos en los cómics por sí mismo genere un problema de ventas. Con el sistema actual sí, pero de cualquier modo hay que ir cambiando el modelo, porque con su público tradicional tampoco se sustentará a medio-largo plazo. Así que es un reto al que la industria debe enfrentarse, y con nuevas formas de distribución otros sectores de público objetivo ya están demostrando ser viables.

ZN: ¿Hay alguna serie que te emocionaría hacer como autor completo y todavía no hayas podido dibujar?

PJ: Hay dos historias que sí que me gustaría hacer, que todavía tengo la espinita clavada. Lo cierto es que una de ellas es para Wonder Woman, tengo aún una historia de Wonder Woman que sí me gustaría mucho contar. Pero en general estoy más interesado en lo que te decía antes, lo del legado, y por eso mismo últimamente estoy más inmerso en la educación, en formar a las siguientes generaciones de autores. Tengo mucho interés en lo que puedan tener que decir nuevas voces, en las visiones que puedan ofrecer sobre personajes y temas de los que nosotros casi hemos dicho todo lo que teníamos que decir. Así que eso, prefiero dejar paso a nuevos autores para que se encarguen de las series clásicas.

ZN: Has comentado en el pasado que crees que hacer énfasis en la faceta de guerrera de Wonder Woman es un error, que va contra el concepto del personaje. ¿Cómo ves los derroteros que el personaje está tomando, portando ya siempre espada y escudo en el cine, los dibujos animados y, claro, el cómic?

PJ: Wonder Woman es un personaje muy rico que nos puede hablar de dos temas relevantes: Uno, el sexo, el género. Y dos, la guerra. En Estados Unidos parece que el primer tema siga siendo todavía algo tabú, mientras que no tenemos ningún problema en recrearnos con el segundo en los medios de comunicación. Mostrar guerra, violencia, parece algo totalmente aceptable, mientras que presentar un debate sobre la identidad sexual sigue siendo algo como mínimo polémico. Además, con la violencia, en realidad no hay ningún debate sobre lo que implica para con la condición humana, sino que simplemente se muestra en todo en su esplendor, glorificándola. Me parece algo tremendo con lo que, por mis convicciones personales, no puedo estar de acuerdo, algo que no ayuda a generar una sociedad sana. Con un personaje como Wonder Woman tienes un vehículo para poner sobre la mesa ambos temas de un modo constructivo y creo que es una lástima que esto se desperdicie.

ZN: Se va acabando el tiempo, así que te vamos a lanzar una última pregunta: ¿Qué recuerdo te suscita la miniserie de Tempest que hiciste en 1994?

PJ: Ah, pues le tengo mucho cariño, de hecho es mi trabajo favorito, aunque nadie se acuerda de él. Estoy muy agradecido a DC por la manera en que me dejaron, a un autor bastante nuevo por aquel entonces, tantísima libertad con ella. Es verdad que se trataba de un personaje minoritario por mucho que hubiese sido el sidekick de Aquaman, uno de sus héroes clásicos, y que como no despertaba muchas expectativas en la editorial y nadie quería hacer aquella miniserie, era más fácil que me dejasen manga ancha. Pero el ambiente de trabajo en la editorial era fabuloso y a nivel personal fue una miniserie muy importante para mí, disfruté mucho haciéndola. ¿Ha sido publicada aquí?

ZN: Pues la verdad es que no, y es una pena. Bueno, Phil, te agradecemos muchísimo que nos hayas dedicado tu tiempo, tus respuestas y tu amabilidad.

PJ: Muchas gracias a vosotros.

Compartir
Artículo anteriorColeccionable Ultimate 30. The Ultimates 4. El Gran Robo de América
Artículo siguiente#ZNGames Syberia

Lector añejo, se ganaba la vida cuando le dejaban (es decir, solo en verano) dedicándose a la extinción de incendios forestales. Como no nació solo para ser un hombre de acción, alterna la motosierra y la manguera con el teclado, escribiendo sobre su auténtica pasión: el cómic, principalmente el norteamericano, aunque no desdeña algún manga, historieta argentina, ni álbum europeo. Para su otra afición, el rock, principalmente el gótico de los ochenta y noventa, ya encontrará otra forma de canalización.

Leave a Reply

Sé el primero en comentar

Notifícame
wpDiscuz