Cartas de una época remota

Por
4
728
 
Cartas-de-una-epoca-remota_Lorenzo-Mattotti_Glenat_portada

Edición original: Lettres d’un temps éloigné (Casterman, 2005).
Edición nacional/ España: Cartas de una época remota (Glénat, 2005).
Guión: Gabriella Giandelli, Lilia Ambrosi, Lorenzo Mattotti.
Dibujo y Color: Lorenzo Mattotti.
Formato: Tomo cartoné 64 págs.
Precio: 15€.

 

Poco se habla de la habilidad sobrenatural de Lorenzo Mattotti, nacido en Udine (Italia) en 1954, para la historieta. Este desprecio ha llevado al autor a centrar su carrera en la ilustración publicando en prestigiosas revistas como New Yorker. Pero Mattotti ha firmado un puñado de tebeos -ahora los llamaríamos “novelas gráficas”- radicales y memorables: Fuegos, Estigmas, Caboto, El rumor de la escarcha, Doctor Jekyll y Mister Hyde, Cartas de una época remota, etc. Y escribo “radicales” entendiendo el adjetivo como “único” e “inimitable” y no tal se interpreta a veces como “incomprensible”, rémora que también se asocia ladinamente a otros vocablos -como “experimental” o “vanguardista”- que acostumbran a acompañar las reseñas de sus obras. Mattotti es un dibujante de raza, ajeno a los peligros del esteticismo, aunque sus láminas transmitan una belleza sobrecogedora. Riguroso y elegante, las composiciones del italiano, sin la esclavitud del naturalismo, destilan una brutal energía. Creo que nadie lo ha dicho antes: Mattotti emplea el color como otros la mancha de tinta en el blanco y negro, hipnotizando con inteligentísimos contrastes que templan las formas y los volúmenes.

Cartas de una época remota reúne cuatro breves historias escritas por Gabriella Giandelli, Lilia Ambrosi y el propio Mattotti con el viaje como denominador común; trayecto que puede ser interior o exterior y que convierte las salas de espera y las escaleras mecánicas, las habitaciones de hotel y los compartimentos de tren en espacios metafóricos de incomunicación o, más exactamente, de la comunicación con el otro mediante el recuerdo, la ensoñación o la pérdida. “A veces he tenido la sensación de amarte sólo en tu ausencia. Era más hermoso esforzarse por recordar que tenerte allí, en persona, y confrontarse con tu realidad”, dice la protagonista de Después del diluvio (pág.12). Imposible encontrar definición más adecuada del sentimiento que sobrevuela cada una de las páginas.

Antes de bucear en la excepcional labor gráfica de Mattotti conviene reparar en la solidez ejemplar de las historias, construidas alrededor de una situación mínima, casi una trivialidad, que sirve para explorar las contradicciones del alma humana, sus incertidumbres y equívocos, particularmente en las muestras más logradas, la mencionada Después del diluvio, emocionante disección de las relaciones a distancia, que ocupa casi la mitad del álbum; y El retrato del amor, apenas dos páginas, un ejercicio de minimalismo sobre la pasión que se recrea, más que se vive, representada aquí en el pintor incapaz de atrapar en un cuadro -en un reflejo- a la persona amada.

cartas-de-una-epoca-remota-lorenzo-mattotti-glenat-_p06

Pero si estamos hablando ahora de Cartas de una época remota, de la profundidad de su huella en el lector, se debe, principalmente, al arte de Mattotti. El italiano despliega un poderío visual irrefrenable en todas las facetas que interesan al cómic. Narrativamente, la composición es fluida, expresiva, sintética, sugerente, con uno de los usos más precisos y preciosos del “aire” (o sea: el espacio “vacío” en los encuadres) que jamás he visto. Ritmo y atmósfera se imbrican tan íntimamente que la lectura es contemplación y viceversa. Estéticamente, corta la respiración. Nos sentimos tentados de poner el álbum en compañía de artistas plásticos antes que de dibujantes de cómic al uso. Y aquí cabe elogiar la reproducción exquisita, que aporta un auténtico goce pictórico. Pero volvamos sobre los aspectos formales. Pese al aparente equilibrio, la homogeneidad temática es engañosa: tenemos desde surrealistas invasiones de cangrejos hasta delicados cuentos futuristas. Sin embargo, el cromatismo favista de Mattotti amalgama todas las piezas en un organismo coherente. Incluso aunque los recursos varíen. El retrato del amor, por ejemplo, está concebido en dos planchas de cuatro viñetas idénticas cada una, con el rostro de la amada (a menudo distorsionado) y las siluetas de los amantes como objetos significantes primordiales; Away far away confía en la splash-page y en la repetición de la coletilla que le sirve de título para establecer la reaparición cadenciosa de un souvenir en itinerarios distintos. Después del diluvio y Cartas de una época remota (el relato que da título al álbum) apelan a las distribuciones equilibradas, con planchas de entre cuatro y seis viñetas cuidadosamente medidas. Después del diluvio, además, nos sorprende con elocuentes riquezas expresivas como las deformación subjetiva para comunicar dolor (pág.19-20) o la sencillez metafórica de su desenlace (pág.28).

Hay que reivindicar a Mattotti. Su obra no es difícil de encontrar, casi siempre saldada en mercadillos. Prueben y me cuentan.

  Edición original: Lettres d'un temps éloigné (Casterman, 2005). Edición nacional/ España: Cartas de una época remota (Glénat, 2005). Guión: Gabriella Giandelli, Lilia Ambrosi, Lorenzo Mattotti. Dibujo y Color: Lorenzo Mattotti. Formato: Tomo cartoné 64 págs. Precio: 15€.   Poco se habla de la habilidad sobrenatural de Lorenzo Mattotti, nacido…
Guion - 8
Dibujo - 9
Interés - 9

8.7

Vosotros puntuáis: 8 ( 1 votos)

Leave a Reply

4 Comentarios en "Cartas de una época remota"

Notifícame
avatar
Ordenar por:   Recientes | Antiguos
Luis Javier Capote Pérez
Autor

Una reseña muy interesante, Javier. Me ha picado la curiosidad.

Retranqueiro
Lector

Es gracias a ese pack que tengo este tebeo. Algún día (no muy lejano, espero) me lo leeré.
La reseña de lujo, Javier. Como de costumbre.

Musa
Lector

Para quedarse embobada con las ilustraciones de este señor… A simple vista parece más un trabajo para álbum ilustrado que para cómic. Y de hecho tiene algunos, claro. Investigaré. Gracias por la recomendación.
p.S: En inglés todavía hay alguna cosa disponible. Larga vida a Fantagraphics 😉

wpDiscuz