Aventuras en la Brigada del Rifle

Por
24
477

 

Guión: Garth Ennis
Dibujo: Carlos Ezquerra
Edición España: Planeta DeAgostini Cómics
Contiene: Adventures in The Rifle Brigade 1-3 USA y Adventures in the Rifle Brigade: Operation Bollock 1-3 USA
Formato: Tomo Cartoné de 144 páginas
Precio: 15,95 €

 

“Creo que, si le hubiéramos dado la independencia a América, habríamos sido los primeros en enterarnos, ¿no? […] ¡En la Brigada del Rifle solo hay británicos! “

En el año 1800 el coronel Coote Manningham y el teniente coronel William Stewart tomaban el mando de la nueva unidad del ejército británico conocida como el Cuerpo Experimental de Rifleros que reunía a lo más granado de las tropas ligeras de la nación en un cuerpo de elite especializado en tácticas y sistemas de entrenamiento y asalto revolucionarios para la época y que demostrarían su efectividad y versatilidad en la lucha contra las fuerzas napoleónicas y en posteriores enfrentamientos como la Guerra de Crimea de 1853, donde el grupo ya era conocido como la Brigada de Rifleros, o en las dos guerras mundiales del pasado siglo XX que asolaron y determinaron el devenir de Europa y el resto del mundo. Estos hechos, sin lugar a dudas, son conocidos por el guionista irlandés Garth Ennis, un ávido cinéfilo de películas del género bélico y aficionado a la historia militar como ha demostrado a lo largo de su carrera, una pasión que le ha llevado a tener sus devaneos y escarceos con este tipo de relatos en obras como Historias de la Guerra, As Enemigo: Guerra en el Cielo o El Soldado Desconocido y que también ha trasladado a otros de sus trabajos más relacionados con el ambiente superheroico como Hitman, Demon o la más reciente The Boys, series en las que ha acostumbrado a reservar algún capítulo para narrar alguna de sus historias de guerra. En el año 2002 Norma Editorial publicaba en nuestro país uno de los últimos coqueteos de Garth Ennis con el género bélico, Las Aventuras de la Brigada de Fusileros, en este caso una parodia militar ambientada en la Segunda Guerra Mundial que el irlandés perpetró para la línea Vertigo de DC Comics y que ahora la editorial Planeta DeAgostini ha tenido a bien volver a recuperar bajo el título de Aventuras en la Brigada del Rifle. Este recopilatorio se compone de las dos miniseries publicadas hasta la fecha de la colección, Aventuras en la Brigada del Rifle y Aventuras en la Brigada del Rifle: Operación Cojón, en las que asistiremos a las desventuras del Capitán Hugo Darcy y su tropa de bravucones soldados, el teniente segundo Cecil “Dudas” Milk, el sargento Crumb, el cabo Geezer, Hank el Yanqui y El Gaitero, embarcados en las más absurdas misiones con el único objetivo de hacer la vida imposible al ejército alemán y “hacer llorar a los nazis hasta que vuelvan a casa a abrazar a su mamá”. Esto se traduce, como todo buen cómic de Garth Ennis que se precie de serlo, en violencia absurda y gratuita, una dominatrix nazi de pechos enormes, un escatológico y corrosivo humor marca de la casa y algo de “romanticismo homosexual entre camaradas”.

En esta ocasión Garth Ennis une fuerzas junto al dibujante español Carlos Ezquerra, encargado del apartado gráfico de estas alocadas Aventuras en la Brigada del Rifle, con el cual también ha colaborado en obras como Bloody Mary, Sólo un Peregrino o la mencionada Historias de la Guerra, mientras las portadas originales corren a cargo de los británicos Glenn Fabry (Predicador) y Brian Bolland (La Broma Asesina). Partiendo del hecho de que Aventuras en la Brigada del Rifle no es, ni mucho menos, la mejor obra de Garth Ennis ni una de las que será más recordada por sus seguidores, ni tan siquiera una de las más llamativas o una aspirante a convertirse en un cómic de culto, también es cierto que se agradece en la propuesta cierto comedimiento y moderación por parte de su autor, la ausencia de lo cual acostumbra a lastrar muchos de sus trabajos como, por ejemplo, ocurre en Crossed o The Boys que pese a una premisa de partida interesante acaban engullidas por sí mismas. Por otro lado, Garth Ennis y Carlos Ezquerra, no se andan con medias tintas, en Aventuras en la Brigada del Rifle intentan hacernos pasar un buen rato mediante una parodia de los tópicos propios del género bélico los cuales se esfuerzan en llevar al exceso y al absurdo favoreciendo la caricatura de sus personajes y de sus historias. El cómic se sirve para ello de una cierta “épica disparatada” y una intencionalidad paródica y caricaturesca, con un planteamiento que inevitablemente recuerda a los Malditos Bastardos de Quentin Tarantino, película que recordamos es posterior a la presente obra de Garth Ennis y que aparte de la desmitificación de ciertos patrones del género bélico y de la historia de un grupo de soldados en territorio enemigo durante la Segunda Guerra Mundial poco más tiene en común. El humor utilizado para la ocasión, para el que la narrativa visual de Carlos Ezquerra parece bien dotada, está organizado en torno a una serie de gags que, para ser sinceros, parecen los descartes de una producción de los míticos Monty Python aderezados con una pizca de sal gruesa del sentido del humor, retorcido e irreverente, de su propio creador.

El dibujo de Carlos Ezquerra puede recordar al de otros artistas con los que ha trabajado Garth Ennis a lo largo de su carrera, siendo los lápices del zaragozano mucho más agradables y elaborados que los de Jacen Burrows, cómplice de algunas de las obras más irrelevantes y desfasadas del guionista irlandés, casi todas ellas dentro de la editorial Avatar Press como es el caso de Chronicles of Wormwood o la citada Crossed; y, por otro lado, también encontramos un cierto componente realista y caricaturesco al mismo tiempo en el trazo de Carlos Ezquerra cercano al que Steve Dillon ha demostrado en Predicador o Hellbazer, obras en las que está presente la mejor versión de l’enfant terrible del cómic estadounidense. Dejando el apartado gráfico a un lado, en estas Aventuras en la Brigada del Rifle encontraremos una buena muestra de las manías y obsesiones recurrentes de Garth Ennis como autor, lo cual juega en contra de la misma obra ya que en la comedia un mismo gag puede funcionar una vez o dos pero difícilmente lo hará una tercera y eso mismo sucede, no ya con las presentes historias del Capitán Darcy y sus camaradas, sino con el trabajo que el irlandés nos ha brindado en los últimos años y que en muchos aspectos pone de relieve que no ha sabido progresar adecuadamente desde sus mejores tiempos. No obstante, esto resulta algo de perogrullo, ya que si una cosa no se le puede pedir a Garth Ennis es que sea políticamente correcto, sus virtudes nacen de su afán subversivo e iconoclasta pero, por desgracia, muchas veces sólo deriva y naufraga en lo zafio y lo burdo sin aportar nada más de interés al conjunto. Aventuras en la Brigada del Rifle no logra desmarcarse de esta última tendencia en la narrativa de Garth Ennis, ciertamente estamos ante un producto más mesurado y controlado que obras más recientes de su autor, aunque no lo parezca a primera vista, pero esto se nos antoja que sólo es debido a la influencia de la línea Vertigo en la serie, lo que consigue que el resultado pueda servir como lectura ligera pero haga casi inviable futuras relecturas. En definitiva, una obra mediocre pero simpática que cae en tierra de nadie, un buen aperitivo para los seguidores más acérrimos, entusiastas y completistas de Garth Ennis pero, en el cómputo global, una obra prescindible que pasa sin pena ni gloria por nuestras manos.

Compartir
Artículo anteriorMy Greatest Adventure se suma a la lista del NUDC
Artículo siguienteDan Jurgens y la nueva Liga de la Justicia Internacional
Barcelona (Septiembre, 1980). Licenciado en Historia. Mi obsesión por las novelas de misterio y aventuras facilitó mi acercamiento al cómic con los Clásicos Ilustrados que adaptaban historias como El Escarabajo de Oro o La Isla Misteriosa. Luego llegarían Mortadelo y Filemón, Superlópez, Spider-man y Dragon Ball. Descubrí las posibilidades del medio con autores como Alan Moore, Neil Gaiman o Kurt Busiek desarrollando mi ecléctica pasión por la viñeta: cómic estadounidense, europeo, manga y webcómics. En la actualidad, colaboro como reseñista y articulista en esta, mi segunda casa, hablando de cómics y cine.

Leave a Reply

24 Comentarios en "Aventuras en la Brigada del Rifle"

Notifícame
avatar
Ordenar por:   Recientes | Antiguos
Txesko
Lector

Demasiado empacho de Ennis, se ha convertido en una caricatura de si mismo. Aburre e incomoda. 🙁

Athal
Lector

Hay que diferenciar al Ennis gamberro del Ennis serio. El primer arco argumental de la Brigada de fusileros me pareció divertido y con eso me bastó, a fin de cuentas de eso se trataba, el problema es que hizo (casi literalmente) las mismas gracietas en el segundo arco y eso hizo que pecara de aburrido y previsible. El buen Ennis no es este, el buen Ennis es el de Hitman, el de Historias de Guerra (imprescindibles), el de Predicador por supuesto y por lo menos para mi, la línea MAX de Punisher, que por lo menos a mí me parece una maravilla con historias como la de los Esclavistas, HOmbre de Piedra y Valley Forge entre otras.

cooler
Lector

A este cuando le da por algo…

José Torralba
Autor

Estupendo artículo, Jordi… directo y al grano. Muchas gracias por cubrirlo y por sumarte a los redactores de la sección Vertigo de Zona Negativa. Sobre el cómic en cuestión, pues poco más aparte de lo ya apuntado: hay quien decía por otros comentarios que Aventuras en la Brigada del Rifle es como un chiste de taberna cuando llevas una o dos cervezas por encima del límite… el mismo chiste se cuenta varias veces, es bastante zafio aunque sin pasarse (no vaya a ser que alguien se ofenda), tus amigos –igual de pedos– se carcajean y los habituales del lugar se echan unas risas. Cualquiera que pase, sin embargo, se va a otro bar.

Y esta obra de Ennis es justamente así: tiene algún que otro gag divertido (el de conducir por la izquierda, la reacción ante el discurso pacifista de hermanamiento bélico del piloto alemán de Operación Cojón), tiene muchos gags que se repiten como el ajo (el de la supuesta muerte de ‘Dudas’, la canción sobre los cojones de los jerarcas nazis, las desventuras de la nazi dominatrix), por lo general se pasa de tosca y simplona, y sólo gustará a los incondicionales completistas del Ennis cachondo y burraco; ése al que le gusta pasarse pero sin herir sensibilidades al estilo Crossed y que únicamente busca compartir contigo unas pintas en diferido. El resto abstenerse. Y abstenerse quiere decir justamente eso: abstenerse.

Clavos
Lector

Me abstengo, me abstengo, no me llama nada la atención este cómic; al igual que no me llama para nada el Ennis pasado de vueltas porque sí en general. Pero una cosa, no la he leído, pero parece que comparas esta obra con Crossed, ¿es el mismo rollo o tiene algo más de enjundia? Lo digo porque muchos dicen que es de lo mejorcito del Ennis de hoy en día…

edgarion
Lector

Que serie mas cojonuda es una silvestrada de las buenas, es humor del negrisimo a mi en especial me encanta la relacion gayer, me molo mas el primer hilo argumental.
 

Delirium Tremens
Lector

No es lo mejor de Ennis desde luego, pero yo me partía con las “muertes” de Dudas…

José Torralba
Autor

Crossed tiene más enjundia que esto. En Crossed hay quien ve una disección social de la que aquí carecemos y que por tanto perfila un cómic sujeto a análisis muy distintos. Hasta la comicidad en Crossed tiene otro tono… de la que escuece en una herida sangrante. Crossed va a herir con mala leche, esto va a provocar carcajadas beodas y como mucho a escandalizar a beatos. Otra cosa es si esa disección social de la que hablaba resulta profunda y consistente, suficiente como para que su ultraviolencia se justifique como vehículo de una reflexión (personalmente creo que no, que Ennis falla o que ni siquiera apuntaba a esa diana), pero ya tenemos elementos para un debate. Aquí carecemos de todo ese trasfondo… sólo tenemos un tebeo que aspira a ser cachondón partiendo de la ficción de comandos bélicos y poco más. Sobre Crossed, tanto Toni Boix como Jordi T. Pardo ya dieron su opinión, y la mía está en los comentarios.

GramatiMan
Lector

Pues vaya, yo prefiero un Ennis a medio gas que a un 70% de guionistas mediocres que saturan el mercado actual, si no te ofrece una historia “de las buenas” por lo menos se que me voy a echar unas risas, no me queda la sensación de comic insulso que me producen tantos otros tebeos…

in garth we trust
Lector

Pues yo me lo pasé pipa con esta obra pero claro es que disfruto mucho con este autor.
 
Qué ganas de que publiquen sus “battlefields” de una vez.

cooler
Lector

Oye, cambiando de tema: se sabe algo de Scalped? es que la han cancelado?

José Torralba
Autor

No, para nada. En USA termina el año que viene sobre el #60, y aquí el siguiente tomo saldrá en otoño.

nenoskoda
Lector

Y hablando de Crossed. Qué floja es Valores Familiares de Lapham. Tiene todos los defectos de la serie de Ennis y ninguna de sus virtudes.

Raul Martin
Lector

Yo esta obra la compararía más que con Crossed, con Diosa. Por cierto, ¿se leería Tarantino estas miniseries antes de rodar Malditos Bastardos? 2 comandos tras las lineas enemigas, formados por parias, locos y descartados… un poco de parecido sí que se puede encontrar si no ponemos a ello, ¿verdad?

nenoskoda
Lector

2 comandos tras las lineas enemigas, formados por parias, locos y descartados… un poco de parecido sí que se puede encontrar si no ponemos a ello, ¿verdad?

Podemos encontrar el mismo argumento en un montón de películas y novelas ambientadas en la segunda guerra mundial.

molon labe
Lector

2 comandos tras las lineas enemigas, formados por parias, locos y descartados… un poco de parecido sí que se puede encontrar si no ponemos a ello, ¿verdad?
Me recuerdan mucho a las historias de Sven Hassel que leia de joven, La legion de los condenados, Los panzers de la muerte, Monte Cassino etc,etc, ¿Que habra sido de Porta, el viejo, Hermanito y demas? Que buenos tiempos snif,snif…..

the drummer
Lector

Primero de todo declararme seguidor de Ennis; en segundo lugar, y a pesar de que soy capaz de enfocar desde una óptica positiva algunas obras por otros denostadas (ej.: Crossed), debo decir, no sin dolor de mi corazón, que La Brigada de Los Fusileros es una grandísima mierda pinchada en un cortísimo palo; me pillé el tomo la semana pasada, si alguien lo quiere se lo regalo.

Javié
Lector

Si hubieran quitado a Ennis y en su lugar lo hubiese guionizado Gila,eso si que hubiera molado.  🙂

Javié
Lector

Estaba “a huevo” ,tampoco he hecho ninguna aportación digna de mención,pero entiende que es viernes de una dura semana. 🙂
 
 
Por cierto,gran articulo,a pesar de que la obra no me atrae nada de nada,con los grandes mangas que has leido tu,tener que reseñar esto habra sido muy duro.

Apache77
Lector

La brigada de fusileros es una de las mayores piezas de basura interespacial de la historia de los comics. En mi opinion

guevillos
Lector

aynssss, opiniones y esfinteres rectales….

Animal Man
Lector

A mí me hizo mucha gracia, claro que a mí me suele gustar bastante Ennis, tanto en sus obras más redondas como Punisher Max, como en los divertimentos menores con dos copas de más como este. Eso sí, no es tan reciente, ¿eh?, que las dos historias son del 2000 y 2001 respectivamente.

wpDiscuz